lunes, 31 de agosto de 2020

UPN presenta la revista Mediadores

 



UPN presenta la revista Mediadores
Es una publicación digital con orientaciones académicas, elaborada por estudiantes y docentes de la Unidad 143, en Autlán
Boletín para medios de comunicación


Una de las tareas y compromisos fundamentales de la Universidad Pedagógica Nacional es generar productos y actividades que vinculen a los académicos y a los alumnos con la Sociedad. 
Para cumplir con esta tarea, la Unidad 143 de la UPN Autlán, presenta la revista digital Mediadores, un espacio de encuentro, reflexión y difusión del quehacer académico de futuros interventores educativos, pedagogos y docentes. Sirviendo además como un espacio de formación en el campo de la comunicación educativa.
Mediadores es una publicación semestral, que con enfoque académico busca poner en común las ideas y acciones que responden a los enormes retos educativos que enfrenta nuestro país, y nuestra región.
Las transformaciones sociales que nacen de la educación, son tareas que no solo atañen a los profesionales del campo, pues también medios de comunicación, padres de familia y sectores productivos, tienen en sus manos la posibilidad de incidir en mejorar los aprendizajes de las nuevas generaciones y con ello, transitar en la construcción de una sociedad más justa. 
Mediadores propone algunos enfoques, historias, perfiles y planteamientos que si bien tienen su origen en la comunidad educativa de la Unidad 143, son representativos del acontecer educativo de Autlán y la región, pues en nuestros programas están inscritos y son atendidos alumnos desde Cocula, hasta Cihuatlán en Jalisco, e incluso en Manzanillo, Colima.
Abrir una puerta para poner en común, para dialogar y para buscar las transformaciones que nuestra sociedad reclama. Esa es la intención principal de Mediadores.

Disponible en:
http://www.upn143.mx/assets/revista_mediadores.pdf

martes, 25 de agosto de 2020

El cuarto Festival Áurea Corona 4: clausura con música en vivo

 

Armando Pedraza.

El cuarto Festival Áurea Corona terminó con un par de recitales en vivo, realizados en el salón de usos múltiples del Museo Regional, sin público pero transmitidos en vivo a través de las páginas de Facebook del festival, de la Dirección de Arte y Cultura y del gobierno municipal de Autlán.
A las 19:00 horas inició el primer recital, a cargo del joven autlense Armando Emmanuel Pedraza Guerra, técnico en música con orientación en guitarra clásica por el CUAAD. A pesar de su juventud, tiene una dilatada y variada carrera, en la que ha sido bajista, guitarrista, arreglista y compositor en grupos de rock, metal y de fusión de géneros de diversas tradiciones musicales. También es profesor en la Escuela de Artes municipal, dentro del programa Ecos. Además, durante cuatro años formó parte de la Orquesta Sinfónica Juvenil José Pablo Moncayo en Guadalajara y, como violonchelista, en la Banda Sinfónica de la Universidad de Guadalajara entre 2016 y 2019. En el festival Áurea Corona interpretó, al cello, los minuetos 1 y 2 de la Suite en Sol mayor de Johann Sebastian Bach y los movimientos allegro y rondó de la Sonata en Do mayor op. 40 no. 1 de Jean Baptiste Breval. En este enlace podemos ver el recital de Armando Pedraza.

Julieta Jiménez y Michel Vega.


El cuarto festival Áurea Corona terminó con un recital de piano por el maestro zapotlense Michel Vega quien, además de una variada experiencia en la que se cuentan actividades como la dirección de la Orquesta Sinfónica Juvenil José Rolón y una gran cantidad de presentaciones en diversos foros del país (entre ellos el Aula Magna del CUCSur), también trabaja en la investigación independiente de música mexicana y en la difusión a través del programa Con M de México. Michel ofreció el siguiente programa, interpretado magistralmente en el piano Kawai del Museo:

· Lejos de Ti, de Nicolás Sánchez Gómez
· Triste Amor, de Mario Ruiz Armengol. Fue incluida en el programa para recordar al pianista Reynaldo Corona en su centenario. Fue un gran amigo de Mario Ruiz Armengol.
· Dime que sí, de Alfonso Esparza Oteo
· Flor de Azalea, de Manuel Esperón
· Oaxaca, de Michel Vega
· Danzas Nocturnas, de Luis G. Jorda
· Vals Paola, de Michel Vega
· Sobre las Olas, de Juventino Rosas
· Vals Giovana, de Luis Núñez (Estreno). Este vals fue compuesto para Giovana Jaspersen, la actual secretaria de Cultura de Jalisco.
· 4 Estaciones Porteñas, de Astor Piazzolla
· Vals Amelia, de Juventino Rosas. Interpretada a cuatro manos con Julieta Jiménez

Al terminar el recital, que podemos ver en este enlace, las autoridades culturales del municipio develaron el cartel preventivo de la quinta edición del festival, que se celebrará entre el 20 y el 22 de agosto de 2021. Esperemos que para entonces ya la pandemia sea solo un mal recuerdo.

Cartel preventivo del V Festival Áurea Corona.

El cuarto Festival Áurea Corona 3: escuchando a los maestros

 



El sábado 22 de agosto se celebró la segunda y última jornada del cuarto Festival Áurea Corona, que se desarrolló mediante transmisiones en vivo y la difusión de videos pregrabados mediante las páginas de Facebook del mismo festival, de la Dirección de Arte y Cultura y del gobierno municipal de Autlán. No hubo actividades presenciales debido a las restricciones ocasionadas por la pandemia.
La primera actividad del día comenzó a las 10:00 horas, con la publicación en la página del festival de un video de la violinista jalapeña Aísha Corona interpretando el Concierto para violín y orquesta en Re mayor de Tchaikovski, acompañada al piano por Fabrizzio Vargas, quien también hizo la reducción de la orquesta a ese instrumento. Aísha explica en el video que este concierto era el favorito de su abuelo, el pianista autlense Reynaldo Corona, de quien se festeja el centenario en este 2020, por lo que le resulta especialmente significativo. También dedicó el concierto a la comunidad autlense. Aísha ganó recientemente el Premio de la Excelencia en el Festival de Violín de Singapur, además del segundo lugar en el Concurso Internacional Enkor de Londres. El video de Aísha puede verse en este enlace.

Pocos minutos después de terminado el primer video, a las 11:00 horas, fue publicado uno más, ahora de la Orquesta Sinfónica de Quintana Roo, dirigida por el profesor Ricardo Corona, también nieto del pianista Reynaldo. Producido por el mismo director de la orquesta, el video es una composición de otros videos publicados en otras fechas y lugares. En primer término hay una interpretación del Intermezzo de la ópera Cavalleria Rusticana, de Pietro Mascagni, a cargo de la Sinfónica, sirviendo como fondo a imágenes y textos didácticos sobre lo que es un intermezzo. Luego viene la grabación de un concierto de la misma orquesta interpretando el siguiente programa:

· Suite no. 1 de la ópera Carmen, de Georges Bizet.

· La reina de la noche, de La flauta mágica, de Mozart.

· Casta diva, de la ópera Norma, de Vincenzo Bellini.

· Marcha triunfal de la ópera Aída, de Verdi.

Esto da paso a un video de homenaje a Sergio Leone y Ennio Morricone, con música de este compositor interpretada por la orquesta y con imágenes de las películas logradas por esta mancuerna de artistas. Por último vemos una serie de fragmentos de conciertos de la Camerata de Cancún, también dirigida por Ricardo Corona, interpretando música de Queen, lo mismo que el Huapango de José Pablo Moncayo o Las bodas de Luis Alonso. El video está disponible en este enlace.

A las 12:30 horas se puso a disposición del público un nuevo video, ahora de un concierto de la Orquesta Filarmónica de la UNAM con Claudia Corona como solista al piano, grabado en noviembre de 2016 en la Sala Nezahualcóyotl y transmitido originalmente en TV UNAM. Ellos interpretan el Concierto para piano y orquesta Op. 42, de José Rolón. Claudia da un mensaje antes de que comience el video del concierto, donde lo dedica a la comunidad autlense y da una explicación de la obra de Rolón y de la época en que compuso este concierto, además de recordar el centenario de Reynaldo Corona, su abuelo. Al final del video podemos escuchar también vals capricho Sobre las olas, del mismo José Rolón. Claudia Corona es una entusiasta difusora de la obra del autor zapotlense, hay disponibles en Spotify algunas grabaciones al respecto. El video de Claudia se puede ver en este enlace.

A las 17:30 horas fue publicada la segunda parte del video con grabaciones inéditas de la profesora Áurea Corona, cuya primera parte había sido subida el viernes. En esta joya documental, grabada el 19 de enero de 1985 por Luis Arturo Ponce López en la Escuela Superior de Música, podemos escuchar a Áurea interpretando cinco preludios y un vals de Manuel M. Ponce, que son presentados por ella misma al inicio de la grabación. El video puede verse en este enlace.

En el Año Beethoven, cuando se cumple el 250 aniversario del nacimiento del genio de Bonn, el festival Áurea Corona no podía dejar de incluir música de este autor. De manera que, a las 18:00 horas, fue publicado un video del joven pianista Ramón Alberto Godoy Núñez interpretando el primer movimiento de la Sonata No. 14 en do menor sostenido “Claro de luna”, en el que previo a la ejecución explica aspectos de la obra de Beethoven y sobre su propia evolución musical. El video está disponible en este enlace.

Para cerrar esta primera parte de la jornada el profesor Fausto Nava González ofreció una plática, publicada en la página del festival a las 18:30 horas, titulada Remembranzas de músicos autlenses, la música en la juventud de la actualidad y la importancia de la comunidad en la difusión cultural. Fue una muy emotiva exposición, que inició explicando los conceptos de arte y música, con su importancia para la expresión de las ideas y los sentimientos, para enseguida relacionar los nombres y algunas características de la personalidad de alrededor de 50 músicos, compositores, directores, profesores y grupos musicales autlenses o de origen familiar en Autlán: mencionó a los de gran fama, como Carlos Santana y Hermilio Hernández pero también a los integrantes de las familias Gómez, de la Banda Autlán, las mariacheras Michel y Rosales, el Orfeón Proa y el Grupo Coral Autlense, la dinastía Corona, don Celso Brambila, quien tocaba canciones con hojas de árboles, el arpista del portal Guerrero… al terminar, imaginó una sala donde estuvieran expuestas las fotografías de todos ellos, que cobraran vida y dieran una muestra de su arte, animando a los autlenses a tomar la estafeta y “alcanzar la cima del Olimpo musical”. A los autlenses les dijo que falta solo la decisión para lograr esto, el ejemplo ya lo tenemos en todos ellos; podemos lograr una nueva página histórica libre de sofismas. Para escuchar completa la plática del profesor Fausto hay que seguir este enlace.

domingo, 23 de agosto de 2020

El cuarto Festival Áurea Corona 2: entre músicos noveles y veteranos

 

Daniel Michel al término de su presentación. Hay que seguir el desarrollo de su carrera.

El viernes 21 de agosto a las 19:00 horas comenzaron las actividades en vivo del cuatro Festival Áurea Corona, en el salón de usos múltiples del Museo Regional. Fueron un par de presentaciones de músicos autlenses, transmitidas en vivo por las páginas oficiales de Facebook del festival, de la Dirección de Arte y Cultura y del Gobierno Municipal de Autlán. No hubo público presente, para respetar la sana distancia.
El primer turno de la velada correspondió al joven pianista Daniel Michel Hernández, autlense, a quien la vena artística le viene por legado familiar de seis generaciones. Sin embargo, y como ruptura a la tradición de la familia, Daniel prefiere la música clásica. Ha abrevado del conocimiento musical de maestros como Jaime Gabino Gómez Acosta y Salvador Alejandro Cortés Hernández.
A pesar de su juventud, Daniel se plantó frente al piano Kawai que se encuentra en el Museo con mucha seguridad, sin demostrar una brizna de nerviosismo. Incluso se dio el tiempo de hacer una explicación de cómo seleccionó el repertorio que presentó, pensando en los gustos musicales de la profesora Áurea Corona, y comentó cada una de las piezas antes de interpretarla. Daniel mostró una muy avanzada técnica de ejecución, es necesario no perderlo de vista pues promete una fructífera carrera. El programa que interpretó fue el siguiente:

· Intermezzo No. 1, de Manuel M. Ponce.
· Preludio Op. 28 no. 4 en Mi menor, de Frederic Chopin.
· Vals en La menor Op. Póstuma, de Frederic Chopin.
· Vals en Si menor Op. 69 no. 2, de Frederic Chopin.
· Nocturno en Do sostenido menor Op. Póstuma, también de Chopin.

Para ver el recital completo de Daniel Michel hay que seguir este enlace.

Ipso Facto en acción.

Para cerrar esta primera velada apareció en escena el trío Ipso Facto, conjuntado especialmente para este festival por tres músicos experimentados de la escena autlense: Salvador Emmanuel Cortés Larios al piano, Salvador Efraín Gómez Acosta en el contrabajo y Domingo Gómez Acosta en la batería. Los dos últimos son hijos del gran Jaime Gómez. Con unas cuantas semanas de ensayo lograron montar un muy buen programa jazzero, con algunos clásicos de este género y canciones adaptadas a la síncopa, que le dieron una nota extra de ritmo al festival. Este programa fue:

· Morning, de Claire Fischer.
· Caravan, de Duke Ellington.
· Take five, de Paul Desmond.
· Spain, de Chick Corea.
· Summertime, de George Gershwin.
· Bésame mucho, de Consuelito Velázquez.
· Europa, de Carlos Santana.
· Imagine, de John Lennon.

El video de la presentación de Ipso Facto se puede ver en este enlace.

El cuarto Festival Áurea Corona 1: entre remembranzas y acordes

 



Entre el 21 y el 22 de agosto de 2020 se celebró en Autlán (o quizás sea mejor dicho entre Autlán y la red de redes) la cuarta edición del festival Áurea Corona, que se celebra desde 2017 como un homenaje a la ameritada profesora autlense de piano.
Esta cuarta edición fue atípica, como mucho de lo que hacemos en el mundo hoy en día. Ante la imposibilidad de realizar actividades presenciales debido a la contingencia sanitaria pero con la intención de no dejar de celebrar este año el festival, los organizadores decidieron hacerlo mediante transmisiones en vivo por la red social Facebook, combinando videos enviados por participantes ubicados en otros lugares del mundo y conciertos en vivo realizados en el salón de usos múltiples del Museo Regional transmitidos en vivo a través de las páginas Festival Áurea Corona, Dirección de Arte y Cultura y Gobierno de Autlán. En ellos se tuvo la participación de grandes maestros de la dinastía Corona, de jóvenes músicos autlenses que comienzan prometedoras carreras y de artistas locales ya consolidados, además de algunos invitados. 
El festival fue inaugurado el viernes 21 en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura de Autlán, en una ceremonia presidida por el síndico municipal, Guillermo Espinoza Solórzano, en representación del presidente municipal de Autlán; el regidor Servando Navarro Medina; Alexander Flores Arias, director de Arte y Cultura del municipio; Martha Florentina Corona Santana directora del Museo y Centro Regional de las Artes; y Denisse Corona García, directora de Planeación, Vinculación y Desarrollo Sectorial de la Secretaría de Cultura de Jalisco. 
Luego de un mensaje del regidor acerca de la importancia del festival, la representante de la Secretaría de Cultura tomó la palabra para hablar sobre el ejemplo de Áurea Corona como artista, como profesora y como procuradora de fondos para la actividad cultural, además de haber sabido labrarse un lugar en la historia siendo mujer en el contexto que le tocó vivir. Enseguida, ella misma hizo la declaratoria inaugural del festival, a las 11:26 horas. 

Inmediatamente después de la inauguración del festival comenzó la primera de cinco actividades “virtuales”: la transmisión de un video en homenaje al gran pianista Reynaldo Corona Godoy, quien nació el 15 de junio de 1920 en la finca que ahora ocupa el Museo Regional y que logró una carrera muy importante como ejecutante y compositor en la época de oro de la radio mexicana. El video, producido por Ricardo Corona, nieto de Reynaldo y director de la Orquesta Sinfónica de Quintana Roo, incluye información muy relevante sobre Autlán, la vida de Reynaldo Corona y su desarrollo en la música, con detalles poco conocidos de sus composiciones, sus compañeros artísticos, su trabajo en la radio y la televisión y la dinastía de artistas de la música fundada por él. También incluye testimonios y recuerdos de sus hijos y nietos, entre los que se encuentran grandes figuras de la música, como los pianistas Claudia y Alejandro, y estrellas nacientes como Aisha y Alejandro junior. Se trata de un video muy emotivo y que ofrece mucha información sobre un personaje autlense lamentablemente poco conocido aquí. El video puede verse en este enlace

A las 12:40 horas vimos otro video, ahora del joven pianista Alejandro Corona Aguilar, nieto de Reynaldo, tocando el primer movimiento del Concierto para piano y orquesta no. 3 de Dmitri Kabalevski, acompañado por la orquesta sinfónica Silvestre Revueltas. Alejandro, de 15 años de edad, acaba de ganar dos primeros lugares en el Concurso de Grandes Compositores, con sede en Londres, por las mejores interpretaciones de Bach y Mendelssohn, además de una invitación para tocar en Austria. En Internet se pueden localizar varias entrevistas realizadas a él por medios de cobertura nacional. El video puede verse en este enlace.

Poco después, en punto de las 13:00 horas, vimos un video con una serie de conciertos del maestro Alejandro Corona Aguilar, padre del anterior pianista: el Concierto para piano y orquesta en Fa de George Gershwin con la Orquesta Sinfónica Nacional en Bellas Artes; la Rhapsody in blue, también de George Gershwin con la Filarmónica de la UNAM en la sala Nezahualcóyotl; el Estudio Op. 25 de Chopin; la primera pieza del Op. 5 para violín y piano, acompañado por Tonatiuh Bazán en el auditorio del Instituto Superior de Música del Estado de Veracruz; de la misma sede la interpretación de Tema de Adrián, compuesto por el mismo, integrando un trío junto con Óscar Terán en el contrabajo y Rodrigo Álvarez en la batería, en la misma sede del anterior; y, por último, acompañado del Ensamble de Percusiones de la Facultad de Música de la Universidad Veracruzana en el Teatro del Estado en Xalapa interpretó, de su autoría, Xibalbá op. 24 Inframundo. El video del maestro Alejandro Corona se puede ver en este enlace.

A las 17:30 horas los organizadores compartieron un video más, ahora con unas grabaciones inéditas de Áurea Corona realizadas por su amigo Luis Arturo Ponce López el 19 de enero de 1985 y puestas a disposición del festival por Víctor Hugo Zavala Ponce. En ellas la profesora Corona interpreta en la Escuela Superior de Música música de Manuel M. Ponce: A pesar de todo, Scherzino mexicano, Gavota, Cuiden su vida y el Intermezzo. En este momento se compartió solamente la primera parte de la grabación, la segunda se compartiría el sábado y, juntas, constituyen una verdadera joya para la familia y amigos de la profesora Áurea pero también para todos los autlenses. Este video puede verse en este enlace.

El último de los videos pregrabados fue una semblanza de la profesora Áurea Corona como persona, maestra y concertista, a cargo de su sobrina Carmen Benilde Corona Cortés. En ella hace un largo y detallado recuerdo que abona mucho al conocimiento de la personalidad de la profesora: sus costumbres aprendidas en Autlán y que nunca abandonó, como el gusto por el pico de gallo, las salsas picantes y el tequila; su inflexibilidad y exigencia con sus alumnos, a quienes hacía repetir las lecciones cuantas veces fuera necesario (“era un capataz”, dice la señora Benilde); los homenajes que recibió en el teatro Degollado, donde interpretó el Concierto no. 19 de Mozart, y en la Catedral de Autlán, el 27 de noviembre de 1988; y especialmente su gusto por la buena vida: fue la primera mujer en obtener una licencia de manejo en Guadalajara, viajó por carretera con sus hermanos a Nueva York, se mandó construir una casa en San Juan Cosalá, a orillas del lago de Chapala, a donde acudía cada dos semanas con invitados y celebraba tertulias, en su casa de Mazamitla 3006, en Guadalajara, instaló su escuela de piano y una sala de conciertos… todo esto lo resume la frase “fue una mujer feliz”, con que terminó la remembranza. El video puede verse en este enlace.

jueves, 20 de agosto de 2020

Se celebró la segunda edición del festival CAD Autlán 4 (y último): Cine

Captura de pantalla del sitio web de CAD Autlán.
 


Como ya hemos dicho aquí en anteriores entradas, el festival CAD Autlán comenzó en agosto de 2019 como una exhibición de cortometrajes estudiantiles en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura de Autlán, promovido y organizado por el estudiante de Artes Audiovisuales del CUAAD Imanol Martínez. La segunda edición del festival tuvo lugar el fin de semana pasado y, además de celebrarse de forma virtual por las causas que ya todos conocemos, incorporó las disciplinas de Diseño, Fotografía y Pintura. Sin embargo, el eje principal siguió siendo el cine, de lo que pudimos ver magníficas propuestas en el sitio web del festival.
Otra novedad es que esta vez la muestra no se limitó a obras realizadas por estudiantes sino que se integraron también trabajos profesionales y con participaciones en festivales de cine reconocidos. Los cortos se exhibieron desde el canal de YouTube del festival, al que se podía acceder desde la página web, y se publicaron en paquete, uno por cada día del festival. Cada paquete incluía trabajos estudiantiles y profesionales.

Los directores profesionales que participaron en el festival fueron:

* Rafael Ruiz Espejo, egresado de Artes Audiovisuales del CUAAD.
* Eduardo Covarrubias, profesor del Departamento de Imagen y Sonido de la UdeG.
* Raúl López Echeverría, profesor del Departamento de Imagen y Sonido de la UdeG.
* Paul Coronel.
* Daniel Malvido.
* Alejandra Retana, César Camacho y César Hernández.
* Omar Robles y José Permar, ganadores del Ariel al mejor cortometraje documental en 2017 con Aurelia y Pedro.
* Sofía Carrillo.

El total de cortometrajes exhibidos fue el siguiente:

Día 1:

* El bosque y la fogata, de Mario Ruvalcaba.
* Hola, de Rafael Ruiz Espejo. Selección oficial del Festival Internacional de Cine de Guadalajara 2014.
* El salón de baile, de Mariana Rivas.
* Como una luna en el agua, de Jacinto Velasco.
* Rincón del paraíso, de Mario Ruvalcaba.
* Campesino, de Mario F. López.
* Visión nocturna, de Daniel López.
* La edad madura, de Néstor Orozco.
* El estanque, de Raúl Castro.
* Héroe, de Eduardo Covarrubias. Participó en Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, Cuba y en el Encuentro Latinoamericano de Cine de Perú.
* Sirena, de Itzel Guerrero.

Día 2:
* La mosca, de Aldo Bernal.
* Domingo, de Raúl López. Participó en el Festival Internacional de Cine de Morelia 2016 y ganó el premio The 11mm Short kicks Golden.
* Perritos CUAAD, de Nano Ruvalcaba.
* El desayuno, de Imanol Martínez.
* Twin fantasy, de Ángel Ibarra.
* Virginia, de Fernando Ramírez.
* Santuario de almas, de Cynthia Rubio.
* Don Ismael, de Sebastián González.
* La jugada, de Edgar Rodríguez.
* Sanación, de Óscar Sánchez.
* Sarro, de Paul Coronel. Formó parte de la selección oficial en el Festival Internacional de Cine de Morelia 2017, en el Guayaquil International Film Festival 2018, Cinema City International Film Festival 2017 y en el Black Canvas 2020.
* Perdida en las sombras, de Imanol Martínez.

Día 3:
* Autocanibalismo, de Emilio Cuéllar.
* Cisco, de Nano Ruvalcaba.
* Por los que lloramos, de Imanol Martínez.
* Pulpo, de Luis Pacheco.
* Cineminuto, de Bruno Herrera.
* Lo que queda de mí, de Néstor Orozco.
* Lo que escuchamos, de Goretti Castellanos.
* El ciprés de Paraná, de Sergio Ruiz Velasco.
* Gerry´s baby blues, de Daniel Malvido. Formó parte de la selección oficial de cortometrajes del Festival Internacional de Cine de Morelia 2016.
* La herencia del viento, de Alejandra Retana, César Camacho y César Hernández. Selección oficial de la 69 edición de la Berlinale y nominado al Óscar Estudiantil Internacional 2019.
* Aurelia y Pedro, de Omar Robles y José Permar. Nominado al Óscar Estudiantil Internacional 2017, ganador del Ariel al mejor cortometraje documental 2017 y formó parte de la selección oficial de la edición 66 de la Berlinale.
* La bruja del fósforo paseante, de Sofía Carrillo. Selección oficial en el Festival Internacional de Cine de Morelia 2018, selección oficial en el festival de cine contemporáneo Black Canvas 2020, cortometraje inaugural en el Festival de Cine Fantástico de Sitges, España, 2020. Nominado al Ariel como mejor cortometraje de ficción 2020.

Imanol Martínez, quien ha ideado y organizado estas dos ediciones del festival, ha declarado en diversas entrevistas que habrá una tercera edición en 2021. Ya la esperamos, con la certeza de que encontraremos trabajos de muy buena calidad.

miércoles, 19 de agosto de 2020

Se celebró la segunda edición del festival CAD Autlán 3: Pintura

 

Participantes en la exposición de pintura.

Los días 14 a 16 de agosto pasados tuvo lugar la segunda edición del festival CAD Autlán, organizado por Imanol Martínez, estudiante de Artes Audiovisuales del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) de la Universidad de Guadalajara y originario de Autlán, con el objetivo de mostrar al mundo la producción de los jóvenes artistas de la región. A diferencia de la primera edición, en ésta se incluyeron, además de cortometrajes, trabajos de diseño, fotografía y pintura; otra diferencia fue que todas las obras fueron expuestas en el sitio web del festival y no en un lugar físico, a causa de la cuarentena.

En el apartado de Pintura participaron cuatro expositores con propuestas y técnicas muy diversas:

* Naomi Núñez, quien se presenta como artista plástica, expuso trabajos al óleo, acuarela e, incluso, un mural, con diversos temas. Esto en cuanto a la pintura, porque también mostró un grabado, fotos de una escultura y una obra en técnicas mixtas.

* Diego Cárdenas Contreras, aspirante a la carrera de Animación en el CUAAD, exhibió diez dibujos en los que caricaturiza a personajes famosos o de la comunidad, incluso hay un autorretrato. Estos dibujos, que Diego realiza desde muy chico, podrían cobrar vida una vez que aprenda cómo hacerlo en la Universidad.

* Zully Yolanda Hernández Durán también es artista plástica. Ella expuso en el festival cinco retratos en los que juega con contrastes, texturas y colores.

* Naomi Fajardo, diseñadora e ilustradora, presentó una exposición muy variada: un cuadro titulado A veces la gente se va, explicado como una representación de su feminismo y cómo llegó a su vida; un autorretrato como parte de una composición de equilibrio basada en el yin y el yang; las ilustración Clementina donuts y Pubertad, este último a manera de tira cómica; el diseño Mujer y grulla, aplicado a una camiseta y realizado en honor al lugar donde nació; y el mural Mujer yoga.

En la próxima entrada comentaremos, por último, los trabajos de cine.

martes, 18 de agosto de 2020

Se celebró la segunda edición del festival CAD Autlán 2: Fotografía

Los expositores en la disciplina de fotografía.
 

Como mencionamos en nuestra anterior entrada, entre el 14 y el 16 de agosto pasados se celebró, de manera virtual, la segunda edición del festival CAD Autlán, una exhibición de trabajos de diversas disciplinas de las artes visuales elaborados por jóvenes de la región y cuya primera edición ocurrió en agosto de 2019 mediante una muestra de cortometrajes en la Casa de la Cultura.

En la rama de la fotografía participaron seis expositores, con un total de 60 obras. Igual que en el caso del diseño, cada expositor tuvo su apartado en la página del festival, en la que podían verse sus obras y, en algunos casos, una descripción de ellas o una reflexión en torno a los temas que abordan. Cada expositor, además, se presentaba con un breve texto en el que exponía sus asuntos de interés, el origen de su relación con la fotografía y su visión del mundo. Los fotógrafos participantes fueron:

* Fernando Guzmán, estudiante de Artes Visuales del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD), de la Universidad de Guadalajara. Presentó doce fotografías, entre las que abundan los retratos y las escenas urbanas captadas en Autlán.

* Hugo Cárdenas Contreras, quien se presenta como fotógrafo de eventos sociales, exhibió doce fotos, de fauna, retratos y naturaleza, acompañadas de comentarios sobre asuntos como la cuarentena, la vida y los sentimientos humanos.

* Ditza Santana, estudiante de Diseño Industrial en el CUAAD, participa con ocho fotografías, de animales, logradas a color, con alto contraste, y de paisajes en blanco y negro.

* Jonathan Moisés Maldonado Espinoza, estudiante de la Ingeniería en Procesos y Comercio Internacional del Centro Universitario de la Costa Sur. Presenta ocho retratos en los que juega con la iluminación y el color.

* César Alejandro Rodríguez, fotógrafo retratista y de eventos sociales en Autlán, muestra diez retratos logrados profesionalmente en el último año.

* Imanol Vidal Martínez Avendaño, estudiante de Artes Audiovisuales del CUAAD y organizador del festival, trajo diez fotografías, la mayoría de ellas tomadas en formato de 35 mm. Muestra escenas cotidianas en las que es posible notar composiciones del entorno o actitudes de los personajes capaces de contar por sí mismos una historia o dar una perspectiva distinta a un sitio común.

En próximas entradas comentaremos los trabajos de Pintura y Cine.

domingo, 16 de agosto de 2020

Se celebró la segunda edición del Festival CAD Autlán 1: Diseño

Entre el 14 y el 16 de agosto de este año se celebró la segunda edición del festival Cine, Arte y Diseño Autlán (CAD Autlán), como una continuación de la exhibición de cortometrajes estudiantiles realizada hace un año en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura. Bajo la dirección de Imanol Vidal Martínez Avendaño, estudiante de Artes Audiovisuales del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) de la Universidad de Guadalajara, esta segunda edición tuvo algunos cambios con respecto a la primera: se incluyeron trabajos de otras disciplinas, como el diseño, la pintura y la fotografía, hubo trabajos de profesionales en esas áreas además de los trabajos estudiantiles y, además, todas las obras se exhibieron a través de la página de internet del festival, debido a la imposibilidad de hacerlo de manera presencial.
La mayoría de los trabajos presentados son de estudiantes de diversas carreras, originarios de Autlán y la región y la forma de ponerlos a disposición del público fue bastante eficiente: el sitio web contó con un apartado para cada disciplina, que a su vez tenía un espacio para cada expositor, donde se pudieron ver imágenes de sus obras y, en algunos casos, una descripción breve de la misma. De cada uno de ellos se podía leer, además, una reseña curricular y una descripción de sus intereses y fuentes de inspiración. En el caso de los cortometrajes, fueron publicados en el canal de YouTube del festival.


En el apartado de Diseño pudimos ver obra de Daniela Alejandra Reyes Velasco, estudiante de Diseño Industrial en el Tec de Monterrey campus Guadalajara, quien presentó un juego de mesa titulado Ho-Se, sobre lenguaje y socialización, realizado como proyecto de diseño en su carrera.
También participó Joanna Gaona Montes, estudiante de la licenciatura en Diseño de Indumentaria y Moda del ITESO, quien expuso ocho diseños de prendas de vestir, en diversos estilos: Fragancia de estampados, Aire de color, Esencia de ternura y Dulce estilizado.
Ditzia Santana, estudiante de Diseño Industrial del CUAAD mostró algunos artículos utilitarios y de joyería: Rose, un sillón con jardinera para exteriores; Oier, una colección de joyería inspirada en el género musical indie; y Xidhitä, un prensa torteadora con innovaciones en la textura y los materiales.
Con cuatro colecciones de diseño de indumentaria participó Kenya Covarrubias, estudiante de la licenciatura en Diseño de Modas del CUAAD: una de ellas inspirada en las torturas de la Inquisición, otra en el polisón usado a finales del siglo XIX, la tercera en la Casa de la Ópera de Sidney y, por último, una colección de ropa de playa inspirada en el arte de Yayoi Kusama en fusión con las manchas de la raza vacuna Holstein.

En los próximos días estaremos comentando los trabajos expuestos en las otras tres disciplinas.

jueves, 13 de agosto de 2020

La Exposición Biológica Itinerante del CUCSur en la Academia Internacional de Ciencias

Una captura de pantalla de la exposición del maestro Luis Eugenio.
 

La Academia Internacional de Ciencias, Tecnología, Educación y Humanidades tiene su sede en Valencia, España y, según la información publicada en su sitio web, nació en 1990 dentro de unas jornadas académicas celebradas en esa ciudad y cuenta entre sus fines, entre otros, practicar y fomentar "la inventiva y la investigación" en todos los campos del saber. Una de las acciones que ejecuta para alcanzar sus objetivos es la organización de conferencias y otras actividades académicas.

Este jueves 13 de agosto la Academia organizó una de estas conferencias, transmitida mediante Zoom y Facebook (signo de los tiempos), con el título general de El binomio sociedad-naturaleza: implicaciones socio ambientales desde una óptica interdisciplinaria y con la participación del doctor Raúl López Fernández, de la Universidad Metropolitana de Ecuador; la doctora Clecia Simone Goncalves Rosa Pacheco, del Instituto Federal de Educación, Ciencia y Tecnología del Sertao Pernambucano, de Brasil; la ingeniera Ginger Barberán Zambrano, representante de la Academia en Ecuador; y el maestro Luis Eugenio Rivera Cervantes, del Centro Universitario de la Costa Sur, de México. Cada uno de ellos expuso un trabajo sobre su experiencia profesional en el tema.

El maestro Luis Eugenio tituló su trabajo Contribución a la conservación de la biodiversidad en el Occidente de México y versó sobre el trabajo de la Exposición Biológica Itinerante del CUCSur y el rescate de fauna silvestre que él mismo dirige. Su exposición comenzó con algunas consideraciones sobre la extinción de especies: dijo que actualmente el planeta se enfrenta a la sexta extinción masiva, que es 10 mil veces más rápida de lo normal, con la pérdida de 30 mil especies al año. Las causas de esta aceleración son, entre otras, la fragmentación y destrucción del hábitat, la cacería furtiva, la introducción de especies exóticas, la sobrepoblación humana y la contaminación y calentamiento global, todas originadas por la actividad humana. Sobre esto, dijo que se ha perdido biodiversidad por actividades humanas en los últimos 50 mil años: "la Humanidad ha olvidado que depende de la biodiversidad", mencionó.

Para responder a la interrogante que planteó sobre cómo contribuir, como académicos, a revertir estos daños, expuso los siguientes casos:

* Hace doce años el maestro Rivera Cervantes asumió el reto de ser más proactivo y salir a espacios públicos a compartir el aula universitaria, sumándose a los objetivos de la Red Iberoamericana de Medio Ambiente. De esa forma se creó la Colección Biológica Itinerante, que es única en México: otras instituciones tienen colecciones de este tipo pero ninguna que se exponga en lugares públicos. Esta exposición se ha presentado en 36 municipios de Jalisco, uno de Colima y otro de Michoacán, alcanzando a 95 mil personas. La exposición ha permitido difundir la riqueza biológica del Occidente, desmentir mitos y leyendas absurdas relacionadas con los animales silvestres y generar una cultura de respeto y de tolerancia.

* En 2009 comenzó, "de manera espontánea y empírica", el rescate de fauna maltratada (animales heridos, huérfanos, entre otros) en el municipio de Autlán. Esta actividad se ha ido extendiendo a alrededor de 30 municipios de las regiones jaliscienses Sierra Occidental, Costa Norte, Costa Sur y Sierra de Amula, además de brindar asesoría a lugares de otras regiones y Estados. Consideró que es necesario rescatar la fauna silvestre porque es un deber y responsabilidad humanas y, sobre todo, para conservarlos para las nuevas generaciones. También cree que este trabajo es importante porque en México se carece de una instancia gubernamental que atienda a la fauna silvestre. A pesar de los más de diez años de trabajo que ya acumula, dijo que apenas se han colocado los cimientos y aún existe un reto mayor de cambiar la mentalidad de los niños y jóvenes hacia los animales.


domingo, 9 de agosto de 2020

Una conferencia sobre responsabilidad ambiental en el capítulo Juvenil Costa Sur BSGEEJ

 


Este sábado 8 de agosto por la mañana el capítulo Juvenil Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró su sesión mensual ordinaria a través de la aplicación Jitsi. La abogada Andrea Prado Nava, en su carácter de anfitriona de la sesión, expuso el tema Responsabilidad ambiental y reparación del daño.
Como introducción, la ponente mencionó los instrumentos legales aplicables a acciones que ocasionen daños al medio ambiente, desde la Constitución y los tratados internacionales hasta las leyes federales (Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente y Ley Federal de Responsabilidad Ambiental) y locales y la Norma Oficial Mexicana.
En cuanto a la Ley Federal de Responsabilidad Ambiental, explicó que regula la responsabilidad por daños al ambiente, la reparación del daño y los procesos administrativos y por la comisión de delitos. Dijo que esta ley no busca el castigo de quienes cometen un delito sino la reparación del daño y la recuperación del equilibrio ecológico. Un proceso judicial en esta materia, comentó, comienza con una demanda, que puede ser interpuesta por los habitantes del lugar donde se comete el daño ambiental o por personas morales con objeto de protección al ambiente o directamente por la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), ante juzgados de distrito en materia ambiental. Luego de las medidas cautelares y preventivas del caso, el juez dictará una sentencia que buscará la reparación del daño y evitar que sus consecuencias se incrementen. Los delitos en esta materia prescriben a los 12 años, lo que da un margen amplio para que actúen quienes han sido afectados.
Andrea Prado recomendó para casos de este tipo seguir un procedimiento judicial alterno, como los que ofrece el Instituto de Justicia Alternativa, en lugar de un proceso judicial extenso, que puede durar mucho tiempo y dar lugar a que empeore el daño ambiental.
Al terminar la exposición la ponente respondió varias preguntas relacionadas con el tema, en las que se mencionaron casos que han ocurrido y ocurren en nuestro municipio: la contaminación del río Ayuquila con desechos del ingenio Melchor Ocampo, el uso de agroquímicos en parcelas vecinas a escuelas en El Mentidero y la descarga de aguas negras sin tratamiento en el Coajinque por el municipio de Autlán. Todos estos casos son materia de la Ley Federal de Responsabilidad Ambiental.

martes, 4 de agosto de 2020

El barrio del Campamento




El Campamento es un barrio del sur de Autlán, vecino del Coajinque, de la colonia Guadalupe y, un poco más lejos, también de la Alameda. Del origen de su nombre hay dos versiones: don Ernesto Medina Lima cuenta en Calles y barrios de Autlán que se debe al recuerdo de un campamento de ingenieros topógrafos que se instaló a orillas del Coajinque, por la margen derecha, cerca de lo que ahora es el término de la calle de Nicolás Bravo, cuando pasaron por aquí haciendo los trabajos preliminares para el tendido de la vía del tren Aguascalientes-Chamela, en los primeros años del siglo XX. La otra, que nos narró don Candelario Godínez, vecino del barrio desde la década de 1950, dice que donde ahora es el Mercadito había antes unos cuartos, conocidos como “cuartos de Barragán”, que albergaban a un campamento de soldados. Las dos versiones coinciden en que de uno de esos dos campamentos tomaría su nombre una tienda de abarrotes que estaba en la esquina de las calles de Javier Mina y de Santos Degollado, que cundiría con el tiempo a todo el barrio. Cualquiera que sea su origen, el nombre del Campamento para el barrio se ha ido sustituyendo, poco a poco, por el del Mercadito.




La ceiba que señorea al centro del Mercadito.


Y esto no es extraño: el Mercadito es uno de los dos sitios públicos que constituyen los polos de actividad social del barrio y que revisten importancia para todo el pueblo. Su nombre oficial es Mercado Nicolás Bravo y fue construido durante la década de 1970. Consta de cuatro instalaciones principales: el llamado propiamente Mercadito, que es un espacio cerrado en cuyo interior se encuentran puestos para venta de frutas y verduras y para loncherías, mientras que en su exterior funcionan carnicerías, misceláneas y tortillería; el mercado de abastos, mejor conocido como “las bodegas”, hacia el poniente, donde se venden al mayoreo y menudeo productos agrícolas de la región; la explanada de la parte norte, rodeada de puestos de diversos giros, desde estética hasta abarrotes, pasando por venta de hierbas medicinales, y que fue construida para alojar a los comerciantes que antes estuvieron en lo que ahora es la plaza Mission; y el pequeño jardín, presidido por una enorme ceiba. En estos últimos espacios se celebraban, en décadas pasadas, bailes populares con música en vivo, en los que había que pagar por el derecho de entrar a la pista de baile, que se encontraba cerrada con una cinta o mecate. También se vendían cervezas, refrescos y otros productos para refrescar el cuerpo de los bailadores.

Las bodegas

La explanada del Mercadito.

Estos bailes populares, junto con venta de cena, kermesses, rifas y donaciones, fueron los medios que utilizaron los habitantes del barrio para financiar la construcción del templo del Señor de la Misericordia, el otro de sus espacios públicos importantes. Su construcción fue iniciada, según Bertha Alicia Gutiérrez Lugo, por los sacerdotes Carlos Hernández y Albino Navarro, lo que causó que durante muchos años a este templo se le conociera como “del padre Albino”. Su construcción y culto comenzó en 1978, por dos principales razones: la falta de un templo en las cercanías del barrio y la devoción que existía entre los vecinos hacia la imagen del Señor de la Misericordia de Unión de Tula, la famosa imagen del mezquite, que visitaba algunas casas de aquí en cierta época del año. El grupo de Vasallos, representado por el señor Arturo Gómez Lepe, consiguió el permiso del obispo Maclovio Vázquez Silos de mandar a hacer su propia imagen, que se encargó a Michoacán y es la que actualmente se encuentra en el templo. El estilo del templo es sobrio, con una sola nave dedicada al culto, rodeada de un portal y con un solo campanario. En el interior de la nave se contaba originalmente con unos terminados de madera en los pilares, que hacían juego con las imágenes de la Pasión colocadas en las paredes. Sin embargo, los terminados de los pilares ya fueron retirados hace algunos años.


Desde finales de la década de 1970 se instaló en el Mercadito la terminal de los minibuses que conectan Autlán con El Grullo y algunas agencias y delegaciones, que en aquellos tiempos administraba don Juan Huitrón. La terminal todavía funciona ahí, lo que, junto con la febril actividad de las bodegas, mantienen al barrio del Campamento, o del Mercadito, como uno de los polos de actividad comercial en Autlán.


domingo, 2 de agosto de 2020

La otra pandemia en la sesión mensual de la BSGEEJ

Imagen de la aplicación Google Classroom.
                                                  

La mañana de este sábado 1 de agosto el capítulo Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró su sesión ordinaria mensual mediante la aplicación Google Meet, con el profesor Juan Manuel Ruiz García como anfitrión. Con la asistencia de 15 personas, la parte pública de la sesión comenzó a las 11:00 horas. 
El profesor Ruiz, docente en la Escuela Preparatoria Regional de El Grullo, presentó el trabajo titulado La otra pandemia. Luego de reflexionar sobre los cambios radicales en la forma de vida de la población mundial, sin que muchos estemos preparados, comentó que en muchos hogares mexicanos existe por lo menos un dispositivo capaz de conectarse a Internet, en buena parte debido a que el costo de estos aparatos y del acceso a la red de redes se ha abaratado. Con la situación de aislamiento físico, dijo, ha aumentado el uso de estos dispositivos, lo que también ha acarreado la aparición de algunas situaciones de riesgo o que pueden resultar problemáticas. 
Una de ellas es el aumento en el uso de ancho de banda, en especial para acceder a plataformas para clases en línea pero también para servicios de entretenimiento. Según Teléfonos de México, este aumento ha ocasionado, en algunos horarios, un colapso en el servicio. Se ha registrado también, según el ponente, un aumento en los casos de fraudes y de infección por virus cibernéticos. 
Un problema novedoso que ha aparecido durante la pandemia ha sido la llamada “infodemia”, un exceso de exposición a información, de todo tipo, que puede desembocar en problemas de ansiedad. En el ámbito educativo, el profesor Ruiz ha observado una falta de herramientas y capacidades tecnológicas en profesores, alumnos y padres de familia, que tuvieron que trabajar de un día para otro a través de plataformas digitales y capacitarse en su uso al mismo tiempo. Esto ocasionó que muchos no terminaran el año lectivo satisfactoriamente. 
Por si fuera poco, el ponente expuso algunas estadísticas del gobierno del Estado y de la Universidad de Guadalajara, que muestran un aumento en el consumo de drogas legales e ilegales. Por último, compartió algunos consejos para mejorar la conectividad y la protección de dispositivos electrónicos, la salud mental y física durante su uso, así como para mejorar el rendimiento en la teleeducación, para concluir que “cada vez dependemos más de la tecnología, lo único que nos queda es defender nuestra información”.