sábado, 28 de noviembre de 2015

Exposición de la colección zoológica del CUCSur en el Museo Regional

Mostrando un falso coralillo.

Este sábado, desde las 10:00 hasta las 18:00 hrs. el Departamento de Ecología y Recursos Naturales (DERN) del Centro Universitario de la Costa Sur montó para su exhibición una parte de su colección zoológica en el patio central del Museo Regional. La exposición tuvo una asistencia de unas 120 personas, según el personal del Museo.

Colección de escarabajos.

Aunque es de apenas una fracción de la colección completa, la muestra de hoy consistió en alrededor de 500 especies de animales, vegetales y hongos, la gran mayoría originarias de esta región, aunque también podían verse especies de lugares tan lejanos como Brasil, Chile y Asia. Dispuestos en orden de especies y formando un recorrido diseñado previamente por los organizadores (quienes explican con claridad y amabilidad las características de cada ejemplar), los visitantes pudimos ver animales marinos, insectos, arácnidos, hongos, plantas, mamíferos, aves y, las estrellas de la exposición: los reptiles. Muchos de los animales se exhiben disecados, aunque una buena cantidad se pueden ver vivos, mantenidos en condiciones similares a las de su hábitat natural. Entre estos últimos están las serpientes, que los visitantes podemos tocar (a excepción de los dos ejemplares de serpientes venenosas) y hasta levantar de sus terrarios, lo que causa la admiración de los niños. La más llamativa de éstas es una boa que fue rescatada de un rancho en los alrededores de Autlán.

Serpientes venenosas.
De hecho, la donación es una de las formas en que esta colección ha ido creciendo: cada vez son más las personas que encuentran animales silvestres y los llevan al DERN en lugar de matarlos, como sucedía cotidianamente en otro tiempo. Si los animales están en buenas condiciones son liberados en un lugar despoblado, si los encargados de la colección creen que no podrán sobrevivir por sí mismos (como la boa) los integran a la colección y se hacen cargo de ellos.

Zea diploperennis
Aunque menos llamativa que los reptiles, la sección de plantas incluye varias especies comunes en la región, como el pino y el helecho. Sin embargo, la pieza más importante, por muchas razones, es una muestra de maíz perenne (Zea diploperennis), un fósil viviente, antepasado remoto del maíz actual descubierto en la sierra de Manantlán en los años 1980, desencadenando un proceso que permitió el establecimiento de la reserva de la biósfera.
Estas exposiciones, que constantemente se llevan a escuelas y otros lugares públicos, tienen el objetivo de que la gente, en especial los niños, conozcan los animales, plantas y hongos que habitan esta región, despertando en ellos la curiosidad por conocerlos y dejar de temerles, ayudando con esto a su conservación.

Murciélagos
Publicar un comentario en la entrada