domingo, 24 de octubre de 2021

Administración de PyMes en la sesión mensual del Capítulo Juvenil Costa Sur BSGEEJ

 

Imagen tomada de pymes.org.mx

El sábado 23 de octubre por la mañana y mediante la aplicación Meet el Capitulo Juvenil Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró su sesión ordinaria mensual, con la socia Selene Pérez como anfitriona. Con la asistencia de 6 personas, la sesión comenzó a las 10:10 horas.

En la sesión, Selene expuso el trabajo Administración en PyMes, que comenzó con una descripción de la clasificación de las empresas de acuerdo a su capacidad de producción y a la cantidad de empleados. Las de menor capacidad y número de empleados son las micro, pequeñas y medianas empresas, conocidas genéricamente como PyMes. Acerca de la disciplina de la administración, la ponente explicó que consiste en las tareas de planear, dirigir y controlar las operaciones de una organización para alcanzar las metas y objetivos que ésta se ha propuesto.

Acerca de las PyMes, Selene mencionó que deben buscar estrategias para competir en un mercado cambiante, para lo que puso como ejemplo los cambios en la producción y el comercio provocados por la pandemia: antes de ella había resistencia en las PyMes para trabajar mediante el comercio electrónico, y a partir de 2020 se ha registrado un boom de esta forma de intercambio. Para lograr esta adaptación, una PyMe debe conocer a sus clientes, sus procesos y a su competencia, debe planificar, conocer sus metas y objetivos. Deben cuidar sus finanzas y "ofrecer algo único", puesto que no siempre el cliente busca solamente un producto o servicio sino también algo extra.

Sin embargo, dijo, es común que la gran mayoría de este tipo de negocios no se planteen objetivos claros ni metas a mediano y largo plazo y que sus dueños no consideren necesario implantar un proceso administrativo científico en sus organizaciones. Aún así, el impacto de las PyMes en la economía mexicana es muy fuerte: cerca del 70% de los trabajadores mexicanos está empleado en un negocio de este tipo y tienen influencia en alrededor del 20% del PIB, por lo que su adecuada administración es importante para mantener una economía sana.

lunes, 18 de octubre de 2021

Programa de la XXVII Semana Cultural Universitaria


 

Este lunes el Centro Universitario de la Costa Sur dio a conocer el programa de la edición 27 de la Semana Cultural Universitaria, uno de los momentos importantes de la promoción cultural en Autlán.

El programa completo es el siguiente:

Lunes 25 de octubre

12:00 hrs. Presentación del libro “Flora arbórea de la Estación Científica Las Joyas y áreas adyacentes, Sierra de Manantlán, México”. Autores: Ramón Cuevas Guzmán, Nora M. Núñez López y Enrique V. Sánchez Rodríguez.  Presentan: Fernando Ramón Gavito Pérez y Saúl Moreno Gómez.
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre

18:00 hrs. Inauguración de Exposición Pictórica “Tlamaquitiliztli” (Libertad)
Autor: Carlos Trinidad Roblada (Ayotitlán)
Sede: Casa Universitaria

20:00 hrs. Presentación del disco “Historias sobre un viaje”. Recital y charla con el autor.
Autor: Mauricio Allera Malo
Sede: Aula Magna del Centro Cultural José Atanasio Monroy

 

Martes 26 de octubre

12:00 hrs. Presentación de la revista Epílogos. Editora: Marcela García Rojas. Presentan: Blanca Lorena Figueroa Rangel y Octavio Martín González Santana.
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre

18:00 hrs. Inauguración de la exposición fotográfica “Reflejos encontrados”.
Autor: Maj Lindström
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre

20:00 hrs. Danza Folklórica
Intérpretes: Ballet Folclórico CU Costa Sur
Sede: Aula Magna del CCJAM.

 

Miércoles 27 de octubre

12:00 hrs. Presentación del libro “Ámame, mujer, con urgencia. Un arrimo de amor carnal
y a la vida a través de la poesía".
Autor: José Luis Guerrero Moreno. Presentan: Marcela García Rojas y Alfredo Tomás Ortega Ojeda.
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre.

18:00 hrs. Inauguración del Kiosko CU Costa Sur. Ingreso principal CU Costa Sur

20:00 hrs. Obra de teatro “Soledad”.
Intérpretes: Les Cabaret Capricho
Sede: Aula Magna del Centro Cultural José Atanasio Monroy

 

Jueves 28 de octubre

12:00 hrs. Presentación del libro "Algebra Elemental". Coordinadores: Manuel Pio Rosales Almendra y Bertha Leticia González. Presentan. Daniel E. Ramírez Arreola y Gerardo Núñez González.
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre

18:00 hrs. Inauguración de exposición pictórica de alumnos de la Licenciatura en Artes.
Coordina: París Valle Cueva.
Sede: Biblioteca Antonio Alatorre.

20:00 hrs. Recital de música instrumental
Intérpretes: Alumnos de la Licenciatura en Artes CU Costa Sur
Sede: Aula Magna del Centro Cultural José Atanasio Monroy

 

Viernes 29 de octubre

12:00 hrs. Presentación del libro "El Mar y otros relatos". Autor: Gabriel Lima Velásquez. Presentan: Jesús D. Medina García e Hirineo Martínez Barragán.

16:00 hrs. Cultura y servicio del té japonés. Imparte: Koichi Mitsui. Sede: Sala Rubén Villaseñor.

17:00 hrs.  Cortometraje “La Casa de la Memoria”. Ganador Ariel 2021 como el mejor cortometraje. Presentados por los productores: Daniel Hernández y Laura Quiles.
Sede: Aula Magna del Centro Cultural José Atanasio Monroy

20:00 hrs. Danza Folclórica japonesa
Intérpretes: Grupo de danza folklórica Ginreikai Hanayagi Ryu, Embajada Japonesa
Sede: Aula Magna del Centro Cultural José Atanasio Monroy

domingo, 3 de octubre de 2021

Celebró la licenciatura en Artes su primer coloquio: segunda jornada

Una imagen de la ponencia del maestro Jesús Medina.

 Aunque la jornada del viernes 1 de octubre del primer Coloquio Las Artes en el Sur de Jalisco. Creación e investigación de la licenciatura en Artes del Centro Universitario de la Costa Sur solo incluyó ponencias del tercer eje temático, El legado regional en las artes musicales, visuales y escénicas, tuvo una cantidad mayor de ponentes y una duración mayor, de casi cuatro horas.

Las presentaciones comenzaron a las 10:10 horas, con el tema Colección de compositores de la región Costa Sur, del maestro Jesús D. Medina García. Esta ponencia comenzó explicando la reforma administrativa de la Universidad de Guadalajara de 1990, que propició la creación de la red universitaria con centros universitarios en las distintas regiones de Jalisco, entre ellos el CUCSur. Entre los primeros trabajos de vinculación del nuevo Centro Universitario de la Costa Sur con otros centros, en este caso el CUAAD, estuvo el trabajo de rescate de obras de compositores de esta región, hechas entre 1870 y 1940 y ya identificadas por el etnomusicólogo Ernesto Cano. De este trabajo fueron fruto los primeros tres volúmenes de Compositores de la Región, una colección de CDs de estas obras. El maestro Medina comentó cada uno de los cuatro volúmenes de la colección, más una selección de pasodobles publicado para el Carnaval Autlán 2012, con precisiones sobre los ejecutantes, particularidades de cada uno de los volúmenes y las actividades que se realizaron alrededor de su publicación, como el concierto celebrado en el Paraninfo el 7 de diciembre de 2001, con una selección de piezas de los primeros dos volúmenes interpretadas por el joven pianista Joel Juan Qui. El ponente, quien participó en todo el proceso de la publicación de esta colección, concluyó que se cumplió con el objetivo de rescatar, preservar y difundir la cultura musical jalisciense, propiciando además el trabajo en red cuando esta forma de organización universitaria estaba apenas comenzando y que esta colección podría servir de puente entre la difusión cultural de los primeros años del CUCSur y la nueva licenciatura en Artes.

La alumna de la licenciatura en Artes Lizbeth Corona Velasco presentó enseguida el trabajo El Son Limonense. En busca de una identidad comunitaria, una exploración de los símbolos de identidad musicales de El Limón. Luego de una descripción de este municipio y de sus antecedentes musicales, la ponente refirió la historia del Son Limonense, compuesto por Miguel Jiménez Uribe para el grupo folclórico Almolón, de ese municipio, con una letra que describe algunas de las particularidades de El Limón, agricultura y lugares más representativos. Lizbeth Corona considera que este son corre el riesgo de caer en el olvido, esto porque actualmente está ligado solamente a las presentaciones del ballet Almolón y, según testimonio de su autor, no ha habido interés de un mariachi local y de otro grupo folclórico de interpretarlo. Ante esto y el poco interés que hay en el público sobre la marcha Viva El Limón, de Álvaro Velasco, Lizbeth opinó que hace falta una pieza musical que identifique a El Limón, como sí las tienen Autlán y El Grullo. La ponente también analizó la identidad de El Limón y su relación con esta letra, basada en las teorías del sociólogo Stuart Hall.

El tercer turno correspondió a Martha Florentina Corona Santana, directora del Museo y Centro Regional de las Artes y única ponente externa a la Universidad de Guadalajara que participó en el coloquio. Ella expuso el trabajo El impacto del Museo Regional de las Artes de Autlán de Navarro, como espacio para el acceso a las manifestaciones artísticas, que comenzó con la definición de museo según el Consejo Internacional de Museos (ICOM), aunque dijo que el Museo de Autlán asume que su objetivo va más allá de esta definición y que debe luchar por una función de más protagonismo. Mencionó que, aunque los frutos de un museo se recogen mucho tiempo después de su apertura, en el caso de Autlán ya se pueden percibir resultados. Luego de mencionar algunos antecedentes de la finca que alberga el Museo, que data del siglo XIX y ha tenido varios propietarios, mostró, mediante gráficas, estadísticas de las actividades que se han desarrollado ahí desde 2012, el año de su apertura: exposiciones, presentaciones de danza, taller de lectura, presentaciones de libros, conciertos, teatro y, de manera conjunta, ciclos de cine, foros y conferencias. Mostró también algunas imágenes de actividades realizadas en el Museo durante todos estos años, para concluir que el Museo llegó a complementar la infraestructura cultural de Autlán, que ya contaba para 2012 con el centro cultural José Atanasio Monroy, la Casa Universitaria y la Casa de la Cultura, pero que se ha convertido en un espacio de encuentro y sitio para la exposición de arte de vanguardia.

Mauricio Allera Malo, profesor de piano en la licenciatura en Artes, expuso el trabajo Los músicos grullenses dentro de la milicia: estudio sobre Estanislao García, Guadalupe Mojica, Hugo Maldonado y Daniel Flores. Su exposición comenzó con un recuento de la historia de la música militar en México, desde las bandas militares de la Nueva España, que imitaban a las orquestas militares europeas y que contaban con oboes, clarinetes, cornos, fagots, flautas y percusiones. Estas bandas evolucionaron en dos vertientes, las dedicadas a transmitir órdenes hacia la tropa y las orquestas, cuyos repertorios incluían música de concierto, música popular y militar. Luego de mencionar semblanzas de los cuatro músicos grullenses que aparecen en el título de la ponencia, Allera explicó algunos puntos de comparación entre las bandas militares y las orquestas sinfónicas, entre cuyas similitudes encuentra los valores de la disciplina y la perseverancia, así como identidad, orden, respeto y obediencia, que los músicos que fueron objeto de la presentación obtuvieron a su paso por la milicia.

Una ponencia de muy alto interés para la historiografía de nuestra región fue la que presentó el alumno Yoel Valente Díaz: Recuperación del archivo musical de la parroquia del Rosario en Unión de Tula. Luego de exponer algunas consideraciones sobre la necesidad de conservar y estudiar de manera sistemática los archivos musicales, asignaturas que han sido ignoradas en las escuelas de música, narró cómo encontró, casualmente, los archivos musicales de la parroquia de Unión de Tula junto a unos botes de basura, listos para tirarlos. Afortunadamente pudo rescatarlos para enseguida hacer una discriminación de los papeles todavía utilizables y una clasificación de éstos, consignando autor, editorial, año de publicación, entre otros datos. Su clasificación tomó en cuenta el momento histórico y la corriente musical de cada composición, de los que describió sus características para luego mostrar el catálogo que logró armar.

El siguiente turno fue para el también alumno César Noé López Peña, integrante de la chirimía López Peña, quien expuso La chirimía dentro del Carnaval de Autlán: autoetnografía de un chirimillero. La presentación incluyó una descripción de la música de chirimía y los instrumentos con que se logra, así como la historia de éstos. Como es sabido, esta música está íntimamente ligada con el Carnaval de Autlán, por lo que en la exposición se incluyó también una historia de esta festividad y una descripción de su relación con la chirimía: el anuncio del Carnaval, las albas, las farolas, el Entierro del Mal Humor, los festejos taurinos y, claro, el Día Municipal de la Chirimía, del que se expusieron todos los pormenores. También se habló del repertorio de la chirimía, su papel en la Iglesia en el siglo XVI y su paulatino reemplazo por otros instrumentos, el traje del chirimillero y otros detalles de esta forma musical. El ponente opinó que hace falta investigar en archivos eclesiásticos los repertorios antiguos de la chirimía. La ponencia terminó con una presentación de la chirimía López Peña, tocando los tradicionales y carnavalescos Papaques.

La última ponencia del coloquio estuvo a cargo del profesor Hirepan Solorio Farfán, con el título Yo primero toqué y después estudié. Estudio etnográfico de Miguel Ángel Ayala Murguía, en la que hace una semblanza de este músico originario de Zapotitlán de Vadillo, basado en testimonios y declaraciones del mismo Ayala. A éste lo compara con el gabrielense Blas Galindo por el hecho de haber crecido en la misma región y dentro de un entorno musical, así como por haber tenido que salir de su tierra para formalizar los conocimientos musicales que ya tenían desde su infancia, obtenidos en sus propios pueblos. Con profusión de citas para encuadrar su vida en un marco teórico, el ponente hizo una reconstrucción de la biografía de Miguel Ángel Ayala, sus estudios en Zapotiltic y en Colima, los trabajos que realizó fuera de su tierra y su regreso a Zapotitlán, donde desarrolla proyectos de enseñanza y práctica artística como remedio para la descomposición social que observó en su pueblo.

Durante su mensaje de clausura, el doctor Hirineo Martínez Barragán habló de la necesidad de que los trabajos presentados en el coloquio no queden solo entre quienes asistieron o vieron las ponencias en redes sociales, sino que sean publicados en algún otro tipo de soporte para su mejor difusión. En CulturAutlán esperamos que así sea.

Para ver completa esta segunda jornada del Coloquio Las Artes en el Sur de Jalisco, hay que hacer clic en este enlace.

viernes, 1 de octubre de 2021

Celebró la licenciatura en Artes del CUCSur su primer Coloquio: primera jornada

Imagen de la primera ponencia. Tomada de YouTube.

 Entre el 30 de septiembre y el 1 de octubre de 2021 la licenciatura en Artes del Centro Universitario de la Costa Sur celebró en la sala de ex rectores de la biblioteca Antonio Alatorre su primer coloquio, bajo el título Las artes en el Sur de Jalisco. Creación e Investigación. Entre los objetivos de este coloquio, según lo mencionó el maestro Alfredo Tomás Ortega Ojeda, director de la División de Estudios Sociales y Económicos del CUCSur, están los de revivir, rescatar y dar a conocer a las nuevas generaciones la riqueza cultural y artística de nuestra región.

En el coloquio participaron doce ponentes, once de ellos académicos o estudiantes del centro universitario, que presentaron ponencias encuadradas en tres ejes: Conceptualización, teoría y práctica del arte; Propuestas transdisciplinares del arte en la región y El legado regional en las artes musicales, visuales y escénicas. Las actividades se transmitieron en vivo por el canal de YouTube del CUCSur, lo que permitió seguirlas desde cualquier parte del mundo y aún consultarlas en cualquier momento futuro, aunque las fallas en el audio dificultaron seguir algunas de las exposiciones.

Las ponencias consistieron en la descripción de una situación particular relacionada con las artes en nuestra región, seguida de un análisis dentro de un marco teórico determinado. Un ejercicio que, si no inédito en la región, sí ha sido intentado muy pocas veces.

En esta entrada comentaremos, de manera muy breve, cada una de las ponencias de la primera jornada:

Conceptualización, teoría y práctica del arte

El alumno de la licenciatura en Artes y encargado de las percusiones en el grupo El Borlote Germán Santana Gómez abrió las actividades del coloquio con la ponencia El impacto del Centro Universitario de la Costa Sur en el municipio de Autlán de Navarro, Jalisco, México, en la que hace un recuento de las actividades de la Semana Cultural Universitaria, Confetti, Papirolas y los cursos de verano, la bienal Atanasio Monroy, semanas de la Muerte y de Navidad, la muestra de cine y la Feria Internacional del Libro. En los poco más de 25 años que tiene el CUCSur los autlenses, dijo, se han beneficiado de su programación cultural. Apoyado en testimonios de Alfredo Saras y Miguel Portillo, quienes se han presentado en la Semana Cultural con los grupos El Borlote y Radiopatías, respectivamente, y en videos y enlaces a sitios web, Gerrmán Santana concluyó que la gran cantidad de actividades artísticas organizadas por el CUCSur han sembrado la semilla de la inquietud de dedicarse al arte y que se ha observado una mayor actividad desde este centro de estudios que desde los municipios.

Arturo Daniel Becerra Orozco también es alumno de la licenciatura en Artes, además de un reconocido músico de nuestra región. Él expuso el tema Recepción del jazz en Autlán: exploraciones desde la perspectiva de culturas híbridas de García Canclini, un análisis del desarrollo del jazz en El Grullo y Autlán en lo que va del siglo y la diferenciación entre este género y la música popular, a la que considera impuesta al público por la industria musical. El jazz, más complejo y que necesita mayor atención de los oyentes y mejor preparación de los ejecutantes, es desdeñado del gusto mayoritario y es utilizado solamente para otorgar un signo de distinción a actividades de instituciones y asociaciones por el “estatus elevado en el imaginario de las personas”, aunque en realidad el público no lo conoce y no sabe lo que está pasando en un concierto de jazz. También hizo un recuento de los lugares en los que se ha tocado jazz en la región, como el bar London, La Bodeguita y El Diván en El Grullo y El Caldero y Croccante en Autlán, pero no le ve una perspectiva halagüeña a este género en la región.

La alumna Andrea Ledesma Álvarez no asistió al coloquio pero envió el texto de su ponencia, El discurso narrativo de la música, que fue leído por el profesor Hirepan Solorio Farfán. Un trabajo sobre la música como recurso para narrar sin el uso de la palabra, analizando diversas épocas de la historia musical en Occidente, con un robusto marco teórico.

Propuestas transdisciplinares del arte en la región:

José Rubén Yáñez Rodríguez también es músico y alumno de la licenciatura en Artes. Él presentó El Son de la Coa: música para la educación ambiental en la Costa Sur de Jalisco, un trabajo en el que explica la trascendencia del Son de la Coa, de Salvador García Ruvalcaba, como articulador de un proyecto de conservación en la sierra de Manantlán. Luego de una amplia disertación sobre la historia, objetivos, características y diversidad de la Reserva de la Biosfera Sierra de Manantlán y sobre los datos científicos del pájaro coa, Yáñez explicó las actividades iniciadas por el Departamento de Ecología y Recursos Naturales del CUCSur en el año 2000 para promover la educación ambiental, bajo la dirección de García Ruvalcaba. Entre estas actividades estaban las “campañas de orgullo”, que pretendían despertar en los habitantes de la región el interés por conservar su entorno. En estas campañas se inscribe el Son de la Coa, del que el ponente hizo un análisis de la música, que ubica como un típico son de mariachi moderno del sur de Jalisco, y de la letra, que se manifiesta como “desborde” simbólico. Y, por último, una relación del Son de la Coa como trabajo transdisciplinario, al ser empleado en obras de teatro guiñol y en un cuadro de danza folclórica.

Para cerrar la primera jornada el doctor Hirineo Martínez Barragán, geógrafo y secretario académico del CUCSur expuso La geografía cultural y las manifestaciones artísticas en la región suroeste de Jalisco, un trabajo que inicia con la relación de algunos autores clave en la geografía, como Humboldt y Carl Ritter, para pasar a los autores que comenzaron a hablar en el siglo XIX de la geografía cultural o antropogeografía, como Friedrich Ratzel, Carl Sauer y Paul Claval. A esta rama de la geografía se refirió como geografía de la subjetividad y las percepciones, puesto que estudia la mezcla de civilizaciones y las culturas, con un enfoque subjetivo, basado en las experiencias y “modos” de las personas que habitan el territorio. En la parte final de la exposición, el doctor Martínez habló del paisaje, el rostro del territorio, un elemento que forma parte del patrimonio y la identidad de las poblaciones y que evoluciona constantemente, muchas veces influido por esas mismas poblaciones. Estos paisajes, que corresponden única y necesariamente al lugar y a su tiempo, son fuentes de inspiración para las artes. Para cerrar su presentación el ponente compartió fotografías de paisajes de la región, en las que pudimos apreciar los cambios que experimenta éste en distintos lugares pero también por el paso de las estaciones.

Para ver esta primera jornada del coloquio, solo hay que hacer clic en este enlace.

miércoles, 29 de septiembre de 2021

Taller de lectura del cuento Bacanal con bacanora


 

La tarde del martes 28 de septiembre en el salón de usos múltiples del Museo Regional se llevó a cabo el tercero de los talleres de lectura de cuentos de autores jaliscienses que comenzaron en julio pasado y terminarán en junio de 2022, como una continuación de los talleres de lectura de novela que se han celebrado ahí desde 2016. La sesión comenzó a las 17:20 horas, con la asistencia de seis personas.

Este tercer taller estuvo dedicado a analizar y comentar el cuento Bacanal con bacanora, de Ramón Rubín. En este relato un jovencísimo agente viajero visita Navojoa hacia principios de los años 1930 para levantar pedidos y ahí tiene un encuentro con un grupo de soldados yaquis que fueron a la ciudad a cobrar sus haberes. El joven se ve obligado a aceptar la invitación de los yaquis a celebrar en la cantina del pueblo, donde sufre su primera borrachera, bebiendo una cantidad indeterminada de bacanora, durante la cual observa los modos y la forma de ser de los indígenas, desde la euforia de la celebración hasta el fatalismo de la resaca.

En la sesión, cada uno de los asistentes compartió su interpretación de esta historia. Todos vimos cosas diferentes, aunque complementarias entre sí: desde una descripción de la forma de celebración de los yaquis hasta una imagen de la descripción y el temor infundado de que eran (¿son?) objeto los indígenas en México, pasando por la frustración y carencias ancestrales canalizadas en el abuso del alcohol. No faltó quien interpretó esta historia como una imagen del inicio de una convivencia e integración pacíficas luego de años de guerra entre mestizos e indios en el norte de México y quien vio en este relato cómo la vida a veces empuja a entrar a donde uno no quería y obliga a cambiar planes y proyectos.

Entre los elementos que resultaron de interés para los seis lectores estuvieron la descripción de una escena, la de la invitación que hicieron los yaquis al joven para celebrar en la cantina, que resulta violenta en una primera lectura pero que, una vez analizada, se le puede encontrar una cierta ternura y camaradería; así como la riqueza y variedad de lenguaje que son características de la obra de Rubín. Además de los regionalismos y palabras derivadas de las lenguas indígenas encontramos arcaísmos, como regoldar, que en el Quijote ya se menciona como una palabra que está siendo reemplazada por su sinónimo eructar.

Los talleristas también ensayaron algunos títulos alternativos para el cuento, entre los que se contaron Confortablemente sobrio y  Huye, venado, huye.

Los talleres de lectura de cuento se llevan a cabo el último martes de cada mes.

viernes, 17 de septiembre de 2021

Homenaje a don Ernesto Medina Lima 2021

El profesor Fausto Nava.

 La mañana de este viernes 17 de septiembre se llevó a cabo en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura un homenaje a don Ernesto Medina Lima, en el aniversario 104 de su nacimiento. El homenaje, que se realiza cada año pero que se celebró por primera vez en este espacio, comenzó a las 10:25 horas y tuvo la asistencia de 15 personas, entre quienes vimos a representantes del Grupo Cultural Autlense, del Capítulo Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco, de la Sociedad Mutualista, del Ayuntamiento de Autlán y de otras organizaciones, así como de la familia de don Ernesto.

El cronista de Autlán, Guillermo Tovar, ocupó el primer turno en el uso de la voz. En su mensaje, en lugar de hacer una semblanza del personaje homenajeado, llamó a que este tipo de homenajes que se realizan a personas como Jaime Llamas, Atanasio Monroy o Efraín González Luna no se queden en la mera relación de sus méritos y legado sino que también hagamos una reflexión sobre cuáles de esos méritos desarrollamos nosotros y qué trabajos estamos realizando para dejar algo a las próximas generaciones. Al final de su intervención leyó un fragmento del cuento Notabilitis, de Ernesto Medina Lima, incluido en el libro publicado en 2018 por el Centro Universitario de la Costa Sur.

Enseguida el profesor Fausto Nava González, coordinador del Capítulo Costa Sur de la BSGEEJ, recordó una serie de anécdotas que él mismo vivió con don Ernesto y que ilustran su personalidad y la variedad de actividades que emprendió: empresario radiofónico, socio mutualista, deportista en el club Titanes, el cooperativismo, el servicio público, el teatro y el servicio comunitario. Entre otras cosas, narró la historia del nacimiento del Grupo Cultural Autlense, del que don Ernesto fue socio fundador y que surgió de una plática entre el escritor Ramón Rubín y el empresario Álvaro Garnés de Lamo. Al final, el profesor Nava leyó un poema compuesto por la profesora Maricela Huitrón dedicado a don Ernesto, para la primera semana cultural organizada por el Grupo Cultural Autlense.

Gerardo Vázquez Medina, nieto de don Ernesto, dio un mensaje a nombre de su familia, en el que agradeció a los organizadores del homenaje y recordó a su abuelo con la frase “su vida siempre fue servir”.

Miguel Ángel y Daniel Michel.


El siguiente número fue musical: la interpretación, por el trompetista Miguel Ángel Michel Romero y el pianista Daniel Michel Hernández, del vals Lena, compuesto por don Ernesto en 1941 para su novia Magdalena Pelayo, con quien formaría una familia pocos años después.

Por último el regidor Servando Navarro Medina dio un último mensaje para clausurar el acto.

Se celebró la tercera edición del Festival CAD Autlán 3

Un momento de la clausura del festival. Imanol Martínez dando su mensaje en video.


Clic en los enlaces para leer la primera y la segunda partes de nuestra reseña.

Cortometraje:

En el sitio web del festival pudimos acceder a dos secciones de cortometrajes: la selección oficial, con trabajos obtenidos de la convocatoria publicada oportunamente por los organizadores, y una sección de cortometrajes invitados, en la que se incluyeron obras que han participado en festivales en todo el mundo.

La selección oficial del festival fue abundante en trabajos breves de animación pero también de historias verídicas, que ofrecen una visión desde la juventud de asuntos tan variados como las injusticias sociales, el alcoholismo o el compromiso con una vocación. Los participantes en esta sección fueron los siguientes:

* En el corazón, documental de Diego Guareño Genesta.

* Allá arriba, documental de Daniel Alejandro Ortiz.

* Un día en la mar, animación de Goretti Castellanos Cisneros.

* El ahogado, animación de Isamar García Márquez.

* Lasitud, ficción de Jonathan Armando Chávez Solís.

* Otrora, ficción de Lilian Mendoza.

* Our worst enemy, ficción de Aedan Molina.

* Personaje, animación de Antón Rubio.

* Somos lo que nos queda, ficción de Lizzie Hernández.

* Un jour a la plage, animación de Itzel Guerrero.

* Talaso, animación de Daniel López.

* Jandi y yo, documental de Imanol Martínez.

* Memoria de confinamiento, documental de Carlos Sebastián Hernández.

* Cualquier día cercano al verano, documental de Cynthia Rubio Chairez.

* Mascota, animación de Rodrigo G. Valdivia.

* Compañero, ficción de Rodrigo G. Valdivia.

 

En la sección  de cortometrajes invitados vimos los trabajos de realizadores jóvenes, como Daniel Hernández Delgadillo, de raíces autlenses, y de grandes figurones como Juan Carlos Rulfo. La lista fue la siguiente:

* Huir (2020), de Daniel Hernández. Estuvo antes en los festivales Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana (2020), Internacional de Cine de Morelia y Curta Cinema de Río de Janeiro.

* Lluvia en los ojos (2011), de Rita Basulto. Ha sido premiado en festivales de México, Rusia, España, Uruguay, Chile e Irlanda.

* El abuelo Cheno y otras historias (1994), de Juan Carlos Rulfo.

* Nina (2018), de Daniel Hernández.

* Cucli (2016), de Xavier Merrades. Premiado en festivales de Huesca y Cartagena de Indias y en el de Cortometrajes y Nuevos Medios de China.

* El héroe (1994), de Carlos Carrera. Premiado en Cannes, La Habana, Cinemafest de San Juan y Ariel al mejor cortometraje.

El festival fue clausurado la tarde del lunes 13 de septiembre, de manera presencial como fue la inauguración, con la exhibición en el Aula Magna del centro cultural José Atanasio Monroy del documental Los Lobos, de Samuel Kishi Leopo, ante unas 40 personas.

Desde que terminó la función ya estamos esperando la cuarta edición del Festival CAD Autlán, un notable esfuerzo por difundir el trabajo de los artistas emergentes.

jueves, 16 de septiembre de 2021

Se celebró la tercera edición del Festival CAD Autlán 2

Aspecto de la página principal del sitio del festival.

 Clic en este enlace para leer la primera parte de la reseña del festival.

Diseño:

* Fabiola Pérez Chávez, diseñadora de interiores por la Universidad de Guadalajara y quien se define como “apasionada por el arte y el diseño que busca crear espacios memorables y contar historias a través de estos”, presentó un proyecto de interiorismo estilo Country. “Con una clara influencia inglesa”, su proyecto echa mano de materiales como láminas acanaladas, vigas de madera, pisos laminados y luces cálidas de neón para la decoración de un bar.

* Kenya Covarrubias, estudiante de la licenciatura en Diseño de Modas en la Universidad de Guadalajara, participó con una muestra de Holly Guns, una colección de 40 diseños que fueron el proyecto final para su clase de alta costura. Inspirada en los castigos de la Inquisición, la colección “tiene siluetas muy variadas donde se representan las torturas utilizadas y por medio de manipulaciones textiles (bordados, volúmenes con tul) se muestra el daño que esas torturas causaban en las víctimas”.

* Tzayeri Lizette Flores Aceves, diseñadora de interiores por la Universidad de Guadalajara y originaria de Aguascalientes, presentó un proyecto de diseño de un bar inspirado en la obra de José Guadalupe Posada. Recurre a alusiones a la muerte caricaturizada, colores fuertes y contrastantes, luces cálidas y otros elementos relacionados a la concepción moderna del Día de Muertos, incluido un mural de la Catrina.

Artes visuales: bajo este título general se expusieron trabajos de dibujo, pintura y escultura, de un total de cinco participantes:

* Anali Armenta León, estudiante de Diseño Integral en el ITESO y originaria de Atemajac de Brizuela, tituló su exposición Belleza, compuesta por un autorretrato y tres desnudos, al parecer logrados en técnicas mixtas. La define como “un reflejo de lo que es la belleza para mí” y “el cuerpo humano femenino como la máxima expresión de la belleza y estética”.

* Andrea Valentina Tovar Vaca, autlense y estudiante de la Escuela Preparatoria Regional de Autlán, participó con cuatro dibujos de monstruos en los que representa situaciones como la pandemia, la dependencia hacia los dispositivos electrónicos (El dios roto), el manejo de las emociones o la fascinación por el arte.

* María Brambila, licenciada en Artes Visuales por el IUBA de la Universidad de Colima y artista plástica con exposiciones en Jalisco, Colima y la ciudad de México, expuso dos esculturas (Júpiter y Atecocolli) bajo el título general de Movimiento térreo y dos pinturas (Franquear los recuerdos y Oráculo) bajo el título general de Libertades ocultas, sobre el movimiento y el tiempo, respectivamente.

* Miriam Griselda Saraí Rubio Castañeda participó con un autorretrato titulado Ausencia de brillo, acerca de los efectos de la depresión.

* Nadia Chávez Fajardo presentó cuatro obras sobre emociones introspectivas, realizadas con técnicas tradicionales y digitales y con un estilo entre el realismo y la caricatura.

miércoles, 15 de septiembre de 2021

Se celebró la tercera edición del Festival CAD Autlán 1

Un aspecto de la inauguración del Festival.

El segundo fin de semana de septiembre se vivió en Autlán la tercera edición del Festival CAD Autlán, un esfuerzo de jóvenes locales y de otros rumbos para promover el trabajo de artistas emergentes, mediante la exposición virtual de su obra. A semejanza de la segunda edición, las exposiciones de diseño, pintura, fotografía y cortometraje se montaron en el sitio de Internet del festival, aunque esta vez también hubo dos actividades presenciales.

El festival comenzó formalmente el viernes 10 de septiembre a las 17:15 horas, con un acto de inauguración celebrado en el Aula Magna del CUCSur en el que el coordinador general del festival, Imanol Martínez, sostuvo un breve diálogo con Edgar Silva sobre el documental Cosas que no hacemos, de Bruno Santamaría, y la polémica del llamado lenguaje inclusivo. El documental fue exhibido, ante unas 30 personas que acudieron a la inauguración, para con ella iniciar simbólicamente el festival.

Desde ese momento y hasta la medianoche del lunes 13 de septiembre estuvieron disponibles en el sitio web del festival (www.festivalcadautlan.com) las exposiciones de las cuatro disciplinas, cuya obra se recibió mediante convocatoria pública y fue seleccionada por un comité. Las exposiciones, montadas en secciones independientes del sitio, fueron las siguientes:

Fotografía:

* Annay de Luna, autlense y licenciada en Periodismo, presentó tres piezas, que define como “fantásticas, con una inspiración en el cine con una inclinación al thriller, terror noventero… el espacio de la piscina del Centro Escolar Chapultepec me pareció una manera local de plasmar la estética de este concepto”.

* Cynthia Anali Núñez Jinez, autlense radicada en Los Ángeles, California, estudiante de cine. Expuso una serie de tres fotografías titulada El día que partí, sobre los “sentimientos que surgen al dejar atrás un lugar, una persona o un capítulo en la vida”.

* Enya Roselí Enríquez Brambila, doctorante en hidroinformática, investigadora y fotógrafa de naturaleza. La obra que presentó refiere al cambio, mediante “compartir el poder del cambio en un insecto no más grande que el dedo meñique, en un bosque que renace cada tanto y en un paisaje sin mucho futuro”.

* Fernando Guzmán, autlense, fotógrafo desde los 16 años. Presentó obra inspirada en El retrato de Agnes Martin, de Annie Leibovitz.

* Job Samaniego, estudiante de Cine en la Universidad de Guadalajara y fotógrafo independiente, participó con tres piezas tomadas con la intención de “explorar ciertas ideas acerca del habitar y el cómo se habita”.

* Jonathan Armando Chávez Solís expuso la serie Retratos 1, un “esfuerzo de representar las actitudes y formas de las personas al despegarse por un momento de formas sociales”.

* María Guadalupe de los Ángeles Rubio Castañeda presentó La depresión en Gris, una serie de retratos en blanco y negro sobre la depresión y sus efectos.

* Tessa Vilchez, autlense, estudiante de Letras Hispánicas en el Centro Universitario del Sur presentó fotos de paisaje, retrato y naturaleza.

* Víctor Gutiérrez, estudiante de Artes audiovisuales, participó con fotos de naturaleza, retrato y paisaje.

sábado, 11 de septiembre de 2021

El mes del testamento en la sesión mensual del Capítulo Juvenil Costa Sur BSGEEJ


 Este sábado 11 de septiembre el Capítulo Juvenil Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró mediante la aplicación Meet su sesión ordinaria del mes. Con la asistencia virtual de nueve personas, la sesión comenzó a las 10:05 horas.

La anfitriona de esta sesión fue la abogada Andrea Citlally Prado Nava, quien presentó su trabajo Septiembre. Mes del testamento, una exposición sobre los objetivos, características y otras peculiaridades de esta campaña.

Andrea explicó, en un primer momento, que el mes del testamento es una campaña anual de la Secretaría de Gobernación que pretende promover entre los ciudadanos el otorgamiento de testamento y, de esta manera, fomentar la cultura de previsión, la certeza y seguridad jurídica y la preservación del patrimonio.

En la exposición se definió el testamento, en su modalidad pública abierta, como un instrumento para asegurar que los bienes sean heredados por las personas que decida el testador. Es decir, una manera para asegurar que los bienes que deja una persona al morir tengan el destino que su dueño decida y no se generen conflictos por esa causa entre sus sucesores. Es, según la publicidad del mes del testamento, “un acto de amor hacia la familia”. Este instrumento tiene las características de ser personal (solo quien lo otorga puede decidir sobre él), revocable (el otorgante puede modificarlo) y libre (debe ser la expresión de la voluntad del otorgante, sin presiones).

En cuanto a la campaña del mes del testamento, Andrea mencionó la extensión de los horarios de atención en las notarías públicas, la asesoría jurídica gratuita y la reducción de los costos hasta en un 50% con respecto al resto del año. Precisó que para el Estado de Jalisco el arancel este año es de mil 899 pesos.

En la presentación Andrea también explicó la importancia de hacer testamento, que incluye el hecho de heredar no solo bienes sino también tranquilidad, evitar gastos y pérdida de tiempo, así como conflictos familiares y no dar lugar a un juicio sucesorio intestamentario, que puede prolongarse durante generaciones. Calificó como mitos a las creencias de que otorgar un testamento es caro, tardado y solo para personas ricas, puesto que cualquier bien que se posea puede ser objeto de herencia.

miércoles, 8 de septiembre de 2021

Tenochtitlan y el trauma de cráneo. Una conferencia del doctor Rodrigo Ramos Zúñiga


 El martes 7 de septiembre la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró su sesión general académica semanal mediante la aplicación Zoom, con la participación del socio del Capítulo Costa Sur doctor Rodrigo Ramos Zúñiga. La sesión comenzó a las 20:00 horas y tuvo una asistencia de poco más de 60 personas.

El doctor Rodrigo, Premio Jalisco en el ámbito científico en 2014, presentó la conferencia Tenochtitlan y el trauma de cráneo: 500 años de diagnóstico, producto de una investigación documental y bibliográfica en diversos repositorios acerca de la causa de muerte del tlatoani Moctezuma. En palabras del ponente, esta investigación arrojó 70 referencias sobre la muerte de Moctezuma, Tenochtitlan y el traumatismo en la cabeza de Moctezuma, de las que seleccionó 32. La investigación incluyó un estudio de campo en la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos.

En la primera parte de la exposición el doctor Ramos describió la organización social de Tenochtitlan, que era muy compleja y estratificada, con una población estimada entre los 150 mil y los 300 mil habitantes. La ciudad, además, tenía una situación geográfica privilegiada. Sobre el encuentro entre las civilizaciones europea y mesoamericana, consideró que representa el inicio del mestizaje en que consiste la cultura mexicana, que se dio de una manera violenta.

Enseguida el expositor mostró una relación de reportes documentales de la muerte de Moctezuma, procedentes de crónicas indígenas y españolas: desde las Cartas de Relación de Hernán Cortés y la Historia Verdadera de Bernal Díaz del Castillo, en las que se habla de que el emperador murió a causa de una pedrada recibida cuando salió a la azotea del edificio en que se encontraba cautivo para hablar con su pueblo, hasta las versiones de testigos indígenas como Francisco de Antón Chimalpahin y Hernando Alvarado Tezozómoc, que mencionan otras causas de muerte, como apuñalamiento o estrangulamiento. El doctor Rodrigo también infirió algunas otras condiciones, como una posible depresión o un daño en las funciones cognitivas de Moctezuma luego de la pedrada, por lo que se menciona en algunas de las referencias, como su negativa a curarse o a comer.

En estas referencias también se exhibió el estudio del cráneo que se atribuye al emperador Moctezuma que se encuentra en el Museo de Londres con el número 1243, realizado por Juan Comas, en el que se concluye que el cráneo no corresponde a este personaje.

En el análisis que el doctor Ramos hace de estas fuentes destacan las evidencias de un patrón de conducta errática por el emperador Moctezuma ante el contacto con los españoles, lo que habría derivado en la falta de una defensa directa. Esto sería aprovechado por los españoles y provocaría división entre los mexicas; la pedrada en la cabeza habría afectado su capacidad de decisión en un momento crítico.

La parte medular de la exposición terminó con un diagnóstico de la muerte de Moctezuma desde la antropología forense, en el que el doctor Rodrigo encontró una depresión manifiesta, estrés postraumático provocado por el encuentro con los españoles y la carga de mitos y supersticiones que tenía el tlatoani, un traumatismo de cráneo con posible deterioro neurológico y la posibilidad de otras lesiones provocadas por sus captores. Los cambios conductuales de Moctezuma, consideró, pudieron influenciar en la toma de decisiones que derivaron en la caída del imperio.

Para terminar su presentación, el ponente mencionó las limitaciones a las que se enfrentó en su investigación y que deben tomarse en cuenta: falta de datos puntuales (no estuvo ahí cuando ocurrieron los hechos), sesgo de poder de las referencias documentales, influencias y deducciones aplicadas en el ejercicio metodológico, la tradición “bipolar” que suele ensalzar o condenar las distintas versiones de la historia, la necesidad de producir una explicación racional, sin extremos, y de entender el presente y diseñar el futuro de manera proactiva.

Esta presentación se da en el marco de las actividades académicas de la Sociedad, dedicadas en septiembre a la historia de México.

martes, 7 de septiembre de 2021

Presentación del libro 7 mitos y verdades de nuestra gente


 

La tarde del sábado 4 de septiembre en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura fue presentado el libro 7 mitos y verdades de nuestra gente. Historias y leyendas de las regiones Sierra de Amula y Costa Sur de Jalisco, de Mario Santana e Isaac Santana. El acto comenzó a las 18:20 horas, con la asistencia de unas 50 personas.

Este libro, en el que se recopilan siete leyendas de la región, contó con los comentarios de cinco lectores: la promotora cultural Andrea Reynoso; el doctor Hirineo Martínez Barragán, secretario académico del CUCSur; la maestra Elizabeth Barbosa, profesora de la Escuela Preparatoria Regional de Autlán y sus autores. Cada uno compartió las impresiones que le dejó la lectura y su opinión sobre el libro:

Andrea Reynoso hizo algunas reflexiones sobre el mito y su papel en la identidad de los pueblos, así como de la necesidad de mantener los relatos vivos en la tradición oral. Los mitos, dijo, “nos delatan” y “alimentan una fe”. Y, al final, una de las aportaciones que puede tener el libro: que los habitantes de Autlán sepan su historia y se sientan parte de ella.

Hirineo Martínez comenzó recordando al profesor Mario Santana, uno de los autores, como reportero por la década de 1970, de donde considera que viene su facilidad para redactar de manera ágil y accesible para cualquier lector. Sobre el libro, dijo que le sorprendió gratamente, presenta las historias de manera breve y bien contextualizada en su entorno físico y temporal. Poniéndose a tono con la obra que comentaba, el doctor Hirineo narró la forma en que algunos de los relatos le trajeron recuerdos de la infancia, como el del Cristo de los brazos caídos, que lo hizo recordar los días en que el huracán Lily golpeó la costa de Jalisco y le impidió asistir a la escuela por una semana. Para terminar contó la forma en que venía a Autlán a estudiar en la escuela primaria Lázaro Cárdenas, en la Alameda, desde El Rodeo. Como estaba en el turno vespertino tenía que hacer el viaje de regreso de noche, a caballo, recorriendo parte del camino viejo a Ahuacapán, infestado de fantasmas y aparecidos.

Elizabeth Barbosa habló sobre el nacimiento de la literatura en la oralidad, con la transmisión de las historias de la comunidad, y comentó cada uno de los relatos recopilados en el libro. Sobre la obra dijo que es amena y de lectura ágil, así como que representa una aportación a la preservación de la memoria colectiva.

Por último, llegó el turno de los autores del libro: Isaac Santana tomó la palabra en primer término para comentar lo que dijeron los lectores. Dijo que se queda con la forma en que Andrea conectó los relatos, la exposición académica de Elizabeth y las vivencias de Hirineo.

A su vez, el profesor Mario Santana habló de los motivos para la emprender la publicación de este libro, entre los que mencionó la necesidad de escribir y la intención de “devolverle algo a la tierra”, rescatando las creencias de sus habitantes. Pero también mencionó los retos que esto implicó: investigar las historias, hablar con quienes las conocen o las vivieron y adecuarlas para escribirlas, pensando sobre todo en un público juvenil. Estos relatos, dijo, son un retrato escrito de la gente y la tierra.

Antes de dar por terminada la presentación hubo un intercambio de preguntas y comentarios entre los autores y el público.

domingo, 5 de septiembre de 2021

La gastronomía poblana en la sesión mensual del Capítulo Costa Sur de la BSGEEJ

Chile en nogada. Foto de MéxicoDestinos.com

 El sábado 4 de septiembre el Capítulo Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco celebró su sesión mensual ordinaria mediante la aplicación Meet, con la asistencia de alrededor de 20 personas. La parte pública de la sesión comenzó a las 11:00 horas, con la exposición del trabajo titulado Puebla desde el estómago, a cargo de la anfitriona María Magdalena Ramírez Martínez.

Como aperitivo, la expositora nos explicó algunas generalidades de la historia y la geografía poblanas, enfatizando su privilegiada ubicación, que le da la facilidad para establecer contactos y rutas con otras regiones, para el acceso a recursos naturales y la convergencia de distintas culturas. El territorio de lo que hoy es Puebla tuvo relevancia desde antes de la llegada de los españoles: uno de los señoríos que lo conformaban, Tepeaca, fue un centro comercial y de recolección de tributos para el Imperio Azteca. La doctora Maleni también nos habló de la división política y cultural actuales, con grandes diferencias entre las regiones del Estado. La ciudad de Puebla fue fundada por fray Toribio de Benavente el 16 de abril de 1531 en Cuetlaxcoapan (“lugar donde cambian de piel las víboras”) y cuenta con escudo otorgado por la Corona, mismo que también nos fue descrito a detalle.

El plato fuerte de la sesión fue un repaso por la historia, los ingredientes y el sitio que ocupan en la tradición poblana y en la nacional algunos de los platillos que componen la gastronomía de Puebla: el barroco mole poblano, los independentistas chiles en nogada, las cemitas y su representación del mestizaje, las chalupas, los molotes, las memelas… todo condimentado con imágenes, infografías y otros recursos que, además de despertar el hambre, nos abrieron una ventana al conocimiento de una de las partes más representativas de la gastronomía mexicana.

Pero la exposición también tuvo un postre. En la parte final, la ponente nos habló de algunos de los dulces típicos de Puebla y de los lugares y circunstancias en que se consumen: la Calle de los Dulces de la ciudad de Puebla, la 6 Oriente, donde se fundó La Gran Fama, la primera dulcería poblana; la cafetería La California, fundada en 1935, donde se consiguen las famosas cremitas; los muéganos de don Juventino Alvarado…

La exposición dejó, además de un buen sabor de boca, un estímulo para las reflexiones: al terminar, se desarrolló una sesión de preguntas y respuestas bastante nutrida.

martes, 31 de agosto de 2021

Fue presentado el segundo volumen de los Relatos que cruzan el mar

Arturo Valdez (leyendo) y José Feliciano.

 La segunda sesión de los talleres de lectura de cuento organizados por el Museo y Centro Regional de las Artes tuvo varios cambios importantes conforme a la manera en que se planearon: el primero y más notorio fue el cambio de día, puesto que se celebró en lunes y no en martes, como se han hecho siempre los talleres de lectura del Museo (desde los tiempos de los Martes Literarios): otro no menos notorio fue el cambio de sede, del Museo Regional (cerrado temporalmente) a la Casa Jacinto Cenobio. Y uno más: esta vez no nos reunimos a discutir un texto leído previamente sino a conocer textos nuevos, en el más amplio sentido de la palabra, como lo veremos más adelante.

El caso es que el lunes 30 de agosto nos reunimos en la Casa Cultural Jacinto Cenobio, a las 17:00 horas, los alrededor de 10 lectores que habitualmente nos reunimos los martes en el Museo, pero esta vez para presenciar la presentación mundial (pido una disculpa por esta exageración, pero tiene algo de verdad) del segundo volumen de Relatos que cruzan el mar, una recopilación de cuentos de la editorial tapatía Señor Valdez, nacida en tiempos de pandemia. Pero a los lectores habituales (un cambio notorio más) se sumaron unas 30 personas, amigos, compañeros de trabajo y vecinos de uno de los autores de los cuentos antologados, José Feliciano Medina, de Mezquitán, en el municipio de Autlán.

En el amplio patio de la casa, cómodamente instalados en sillas y equipales, escuchamos en un primer momento a Arturo Valdez, editor del libro y también autor de tres de los cuentos que en él aparecen, leernos el relato Los anhelos de Jacinto, sobre la necesidad apremiante de agua y la esperanza que eso entraña. También escuchamos, enseguida, a José Feliciano leernos el cuento Camino a las vacunas, una relación de un viaje redondo entre Mezquitán y el jardín de Las Montañas, en Autlán, en algún momento de mediados del siglo XX. Este cuento originó numerosos comentarios, en torno a su lenguaje que incluye palabras de uso común en la región en esa época pero que ya han caído en desuso, a los lugares y situaciones que se describen a detalle.

Luego de las lecturas siguió un diálogo entre los autores y los asistentes, en el que Arturo Valdez explicó la forma en que se realizó la antología (por invitación directa de él mismo a los autores, con plena libertad de estilo y tema); el origen de la editorial, en diciembre de 2020 como una alternativa a su trabajo como promotor de artes plásticas que tuvo que poner en pausa debido a la pandemia, y algunas generalidades de los autores: en este volumen aparecen 10 escritores, todos de distintos orígenes (Durango, Nueva York, Sonora, Mezquitán, Guadalajara) y algunos publican en esta ocasión por primera vez. Todos los textos son inéditos, desde luego.

El libro fue terminado de imprimir la semana pasada y esta fue la primera presentación que tuvo: será presentado este jueves en La Mata Tinta, de Tlaquepaque, y en próximas fechas en Bogotá y Medellín, Colombia, y La Paz, Baja California Sur, antes de llegar a la Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Es decir, andará por buena parte del mundo, cruzando el mar.

Otro valor del libro está en el aspecto visual: la obra de cada uno de los diez autores está ilustrada con una pintura o fotografía original cuyo tema tiene relación con el de los relatos.



viernes, 27 de agosto de 2021

Concierto de alumnos de la licenciatura en Artes en el V Festival Áurea Corona

Francia Canal al piano.

 El pasado lunes 23 de agosto fue transmitido en la página de Facebook del Festival Áurea Corona un concierto a cargo de alumnos de la licenciatura en Artes del Centro Universitario de la Costa Sur, que estaba programado para el sábado anterior pero que por problemas técnicos tuvo que ser reprogramado.

Este concierto comenzó a las 19:00 horas y fue grabado previamente en el auditorio Hermilio Hernández de la Casa de la Cultura. El programa estuvo dividido en tres partes, de la siguiente forma:

Piano. Los alumnos de este instrumento, dirigidos por el profesor Mauricio Allera Malo, interpretaron lo siguiente, con un teclado electrónico:

Yoel Valente Díaz:

Arabesque, de Debussy.

Vals en do menor, de Chopin.

Siete, de las Danzas cubanas, de Mario Ruiz Armengol.

Yoel Valente ya había participado en el II Festival Áurea Corona, en septiembre de 2018. La inclusión de una de las Danzas cubanas resulta significativa puesto que su autor, Mario Ruiz Armengol, fue un gran amigo del pianista Reynaldo Corona Godoy, primo de Áurea Corona.

Francia Sinaí Canal Arias:

Tarantella, de Albert Pieczonka.

Vals, op. 69, no. 2, de Chopin.

Abner Fidencio Bejines Guerra:

Momento musical no. 4, de Schubert.

Mazurca no. 4, de Manuel M. Ponce. La presencia musical de Ponce en este concierto también es de resaltar, al ser amigo de la profesora Áurea Corona.

Germán Santana Gómez:

Preludio en do mayor, de Bach.

Preludio en mi menor, op. 28, de Chopin.

 

Fabián Luna en la guitarra.

Guitarra. Dirigidos por el profesor Hirepán Solorio Farfán, los alumnos de guitarra intervinieron de la siguiente forma:

Fabián Luna Gómez:

Op. 60, no. 19, de Fernando Sor.

Lágrima, de Francisco Tárrega.

Aires de son, de Gerardo Tamez.

Jonathan Ricardo Peña Solórzano:

Estudio no. 5, de Fernando Sor.

Estudio no. 3, de Leo Brouwer.

Estudio no. 1, de Leo Brouwer.

Estudio no. 2, de Leo Brouwer.

 

Alondra Rea.

Canto. Los alumnos de la profesora Pilar Gómez Ibarra Pérez Gil cerraron el concierto de la siguiente forma, todos con el acompañamiento al piano del profesor Mauricio Allera:

Bernardo Isidro Hernández:

Amarili mia bella, de Giulio Caccini.

María Alondra Rea Gómez:

Se tu m´ami se sospiri, de Giovanni Battista Pergolesi.

Paulina Cristal Brambila:

Tu lo sai, de Giuseppe Torelli.

 

Con esto terminaron las actividades del V Festival Áurea Corona, una celebración de la música buena y bien interpretada.

lunes, 23 de agosto de 2021

Concierto de guitarra con Arturo Ville Corona

Arturo Ville Corona.

 La tarde del domingo 22 de agosto terminaron las actividades del V Festival Áurea Corona con un concierto de guitarra a cargo del artista de raíces autlenses José Vidal Arturo Ville Corona cuya madre, Nunilo Corona, nació en la finca donde hoy se encuentra el Museo y Centro Regional de las Artes. El concierto fue transmitido por la página de Facebook del Festival, fue grabado hace algunos años en la Iglesia Metodista Unificada de Grants Pass, Oregon, donde el maestro Ville reside.

La primera parte del programa fue dedicada al repertorio clásico de guitarra, con composiciones de autores españoles y latinoamericanos:

Suite española, de Gaspar Sanz.

Variaciones sobre un tema de la ópera La flauta mágica, de Mozart, de Fernando Sor.

Preludio Saudade y La Catedral, de Agustín Barrios.

En los trigales, de Joaquín Rodrigo.

La segunda parte consistió en composiciones propias de Arturo Ville:

No te olvides de mí

Ecos del río Rogue

Danae´s blues

Preludio para un amanecer

James´s tune

Gaby Corona y Arturo Ville.


La presentación tuvo una tercera parte, independiente del concierto de Grants Pass, que consistió en un “palomazo” entre Arturo Ville y su prima Gaby Corona Salazar, nieta del guitarrista Agustín Corona Luna. Ellos interpretaron la pieza anónima Romance y, de Pepe Guízar, Guadalajara.

Un valor extra de este concierto, además de la calidad de interpretación y de las piezas seleccionadas, fue el hecho de que el maestro Ville explicaba parte de la historia y otras características de la música que tocaba.