miércoles, 28 de junio de 2017

Jóvenes 2.0


Yo no sé si, en opinión de los que saben, podamos hablar de una tradición cuentística autlense. Existen, claro, grandes exponentes de este género literario que han hecho permanecer en el tiempo conceptos y formas de ver el mundo desde Autlán: Juan Manuel Gómez Sandoval y José Francisco Cobián son de los más conocidos, aunque no los únicos.
El último libro de cuentos publicado en nuestro pueblo y, hasta donde sé, el primero en difundirse digitalmente, es Jóvenes 2.0, una recopilación de 46 cuentos escritos e ilustrados por alumnos de la Secundaria Autlán, bajo la coordinación de sus profesores Martha Verónica Sandoval Rangel y Carlos Efrén Rangel García. Con la relación entre los jóvenes y la tecnología como hilo conductor, los autores de estos cuentos entregan un revelador retrato de las preocupaciones, temores, esperanzas y motivos de alegría de los integrantes de la ahora llamada Generación Z, en el afán etiquetador de nuestra sociedad.
Y no, no se trata de una colección de ejemplos del nihilismo y la falta de compromiso que se endilga como seña de identidad a esta generación de nacidos en el tercer milenio: en la lectura de Jóvenes 2.0 podemos encontrar lo mismo alegatos en contra de la absorción casi absoluta del interés de los jóvenes por los gadgets (a lo que califican literalmente como un vicio) que la posibilidad de que el desarrollo tecnológico nos lleve a mejorar nuestra calidad de vida. Hay varios textos que se pueden clasificar como buenos ejemplos de antiutopía, en los que la evolución de la tecnología lleva a situaciones de esclavitud o, de plano, destrucción de la Humanidad; advertencias sobre los peligros de la red de redes; descripciones de aparatos fantásticos (llama la atención la recurrencia de menciones a una máquina del tiempo); una comparación detallada entre una forma de vida pretecnológica y nuestra sociedad hiperconectada y hasta historias de éxito personal debidas al talento para la tecnología. Podemos encontrar, además, acercamientos a estilos tan distintos como la novela romántica del siglo XIX y el gore, entre otros.
Los temas que tratan estos estudiantes de secundaria y la forma en que los abordan sí son dignos de atención, pero también lo es la calidad de algunos de los trabajos: podemos encontrar cuentos que muestran un talento natural para la mera narración pero también para la creación literaria formal, con un amplio arsenal lingüístico y la capacidad para mantener la atención del lector a lo largo del texto y dejarlo listo para asestarle el golpe final y noquearlo sin remedio. Bien llevados, estos autores pueden convertirse en una brillante realidad para las letras autlenses en un futuro a corto plazo.
De modo que, si se me permitiera hablar de una tradición cuentística autlense, Jóvenes 2.0 podría ser el preámbulo de la necesaria inyección de vitalidad que necesitaría para mantenerse viva y actualizada.
Que así sea…

viernes, 23 de junio de 2017

Programa del Segundo Encuentro Artesanal Autlán-Oaxaca-Michoacán


El Ayuntamiento de Autlán acaba de dar a conocer el programa completo de lo que ha llamado Segundo Encuentro Artesanal Autlán-Oaxaca-Michoacán, una segunda parte del evento similar que tuvo lugar en julio del año pasado, aunque en aquella ocasión solamente participaron Autlán y Oaxaca. En este programa vienen actividades de danza, música y la presentación de un espectáculo basado en la Guelaguetza, además de la exposición y venta de artesanías, entre otros.
Enseguida transcribimos el programa completo (todas las actividades serán en el kiosco del jardín Constitución, excepto donde se indica):

Sábado 1 de julio:
19:00 hrs: Inauguración
19:30 hrs: La tradicional chirimía acompañada del ballet La Grana.
21:00 hrs: Grupo folclórico del municipio de El Grullo (explanada de la Presidencia).

Domingo 2 de julio:
20:00 hrs: Coro Municipal de Autlán.
21:00 hrs: La voz juvenil de Mayra Liss Jiménez.

Lunes 3 de julio:
20:00 hrs: Ballet folclórico del municipio de Casimiro Castillo.
21:00 hrs: Trova oaxaqueña con Darío Mora.

Martes 4 de julio:
20:00 hrs: Orquesta Juvenil de Autlán.

Miércoles 5 de julio:
20:00 hrs: Cuarteto de saxofones.
21:00 hrs: Ballet Hilos de Plata.

Jueves 6 de julio:
20:00 hrs: Ballet infantil de la Casa de la Cultura Efraín González Luna.
21:00 hrs: Mariachi Rosales.

Viernes 7 de julio:
20:00 hrs: Grupo musical Acoustic Versions.

Sábado 8 de julio:
12:00 hrs: Taller de gastronomía oaxaqueña.
20:00 hrs: Ballet folclórico Aotlitlán.

Domingo 9 de julio:
20:00 hrs: Ballet folclórico de Morelia, Michoacán (explanada de la Presidencia).

Lunes 10 de julio:
20:00 hrs: Grupo de Ritmos Latinos del CUCSur.

Martes 11 de julio:
20:00 hrs: Mariachi juvenil del municipio de El Limón.
21:00 hrs: Mariachi municipal de El Limón.

Miércoles 12 de julio:
20:00 hrs: Ballet infantil de los centros culturales de Lagunillas.

Jueves 13 de julio:
20:00 hrs: Ensamble de guitarras de la maestra Virginia Corona.

Viernes 14 de julio:
20:00 hrs: Presentación del trovador autlense Emmanuel Velázquez.

Sábado 15 de julio:
12:00 hrs: Taller de gastronomía oaxaqueña.
20:00 hrs: Desfile de la calenda, con la participación especial de José Aldaco y el grupo Santa Catalina y el ballet folclórico Centeotl México.
20:30 hrs: Presentación del festival La Guelaguetza, acompañado por la banda de música Nizz Dúa.

Domingo 16 de julio:
20:00 hrs: Presentación de la banda de música Nizz Dúa, de Oaxaca.
22:30 hrs: Clausura (explanada de la Presidencia).

domingo, 18 de junio de 2017

Bitácora de viaje 4: visita a la Casa Taller Literario Juan José Arreola



El pasado 25 de abril comenzó en el Museo Regional un taller de lectura de la novela La Feria, de Juan José Arreola, mismo que se llevó a cabo en ocho sesiones semanales, en los siguientes ocho martes. Así, el taller terminó el martes 13 de junio y, como actividad complementaria, el sábado 17 los participantes (unas 30 personas, desde una niña de menos de diez años hasta señores de más de setenta) hicimos una visita a la Casa Taller Literario Juan José Arreola, centro cultural ubicado en Ciudad Guzmán y dependiente de la Secretaría de Cultura estatal, que en otro tiempo perteneciera al enorme autor zapotlense.
Alrededor de las 6:30 horas salimos desde fuera de la Presidencia de Autlán, en un autobús escolar que fue prestado por el Ayuntamiento para el viaje, llegando al centro de Ciudad Guzmán casi tres horas después. Después de tomar el desayuno distribuidos en algunos de los negocios de comida que hay alrededor de la plaza principal, emprendimos a pie el camino a la casa taller, subiendo por la calle de Pascual Galino Ceballos unos minutos después de las 10 de la mañana. Ahí fuimos amablemente recibidos por el señor Orso Arreola, hijo de don Juan José, y por el arquitecto Fernando González Castolo, cronista de Zapotlán el Grande.

Orso Arreola y Fernando G. Castolo
En el auditorio de la casa estos dos personajes nos dieron una plática, de casi dos horas y media, acerca de la vida y la obra de Juan José Arreola y, en especial, de La Feria: el señor Orso recordó cómo Juan José Arreola fue construyendo la casa y dándole la forma que tiene actualmente y cómo se convirtió en un centro cultural dedicado a la literatura en 2007, así como a algunos de los visitantes distinguidos que ha tenido, entre los que mencionó a Hugo Gutiérrez Vega, Felipe Garrido y el autlense Alfredo Ortega. Dijo que ahí se han llevado a cabo talleres de cuento, novela, poesía, cine, periodismo y dos diplomados a nivel nacional, con investigadores de la UNAM, El Colegio de México, la UdeG y otras.
Hizo enseguida un repaso por la obra literaria de Arreola, comenzando con Varia invención, recopilación de cuentos escritos entre 1941 y 1949 y del que la crítica especializada ya lo considera el título fundador de un género llamado precisamente varia invención. De cada uno de los libros publicados por Arreola dio una explicación breve de su contenido y de su proceso de creación, así como de la evolución de su autor en cada uno de ellos.
Sobre La Feria nos explicó que es el fruto de la conjunción de algunos textos sueltos que Arreola comenzó a escribir en 1953, todavía sin la intención de hacer una novela. Se trataba de textos relacionados con Zapotlán y su vida cotidiana y personajes, que su autor decidió publicar en el formato que conocemos después del viaje a Cuba que realizó en los primeros años 1960 a dar un taller de literatura en la Casa de las Américas. Al regresar a México fue invitado a Zapotlán por su hermano Librado para que conociera a los tlayacanques y que le explicaran su problema del despojo de la tierra que databa desde la Conquista; ellos le mostraron sus papeles coloniales y le contaron su historia. Arreola decidió entonces "ayudarlos" dando a conocer su litigio mediante la literatura.
Don Orso nos dio, en el transcurso de la plática, varias claves para entender mejor La Feria: el contexto del epígrafe del profeta Isaías que aparece en la novela, la identidad de algunos de los personajes de la novela (el agricultor fracasado es el abuelo de Arreola) y el carácter autobiográfico de algunos de sus pasajes, entre ellos el del confesionario, el origen en las pláticas familiares de las historias que la componen, su calidad de excepción en la obra general de Juan José Arreola, al ser la única publicación de denuncia social... todo esto, desde luego, nos ayudó a entender mucho mejor la obra que leímos en las ocho semanas anteriores. La Feria es, dijo, "un canto de amor a Zapotlán y de solidaridad con los indígenas", además de una especie de catálogo de géneros literarios, al aparecer en ella textos de diferentes géneros.


Enseguida el arquitecto González Castolo habló de algunos de los antecedentes de La Feria: un Canto a José Clemente Orozco en 1951 y la Perspectiva de Zapotlán... publicada en El Occidental en 1945. También reveló datos interesantes sobre la novela: habló de la coronación de Señor San José en 1957, revelando la identidad real del personaje llamado en la novela "señor Farías" y la historia real de este acontecimiento. Este señor Farías (en realidad Arias) ayudó a los tlayacanques con su litigio por la tierra, siéndole depositados los documentos coloniales de que hablé antes; a su fallecimiento la familia los donó al Archivo Histórico de Zapotlán. La Feria, dijo, fue hecha a partir de los "chismes de pueblo", las voces que se musitan en los pueblos para comentar los problemas locales. Le parece que es "el gran viaje" que Zapotlán emprende a la tierra prometida guiado por su patrón san José.
Esta apretada síntesis, claro, es incapaz de retratar a cabalidad lo que representó esta plática para los talleristas. Al término de ella hicimos un recorrido por la casa, convertida en una especie de museo arreolino: están ahí el manuscrito original de La Feria, algunos de sus muebles y útiles de trabajo, como el escritorio, libreros y máquinas de escribir, fotografías, obras de arte. Y, al fondo, un patio con una espléndida vista de Zapotlán, que desde arriba se ve hermoso (desde abajo quién sabe).

Vista de Zapotlán

Ya a la hora de la comida salimos de regreso al centro de Ciudad Guzmán y disfrutamos de algunas horas libres, para regresar a Autlán pocos minutos después de las 18:00 horas.

El escritorio de Arreola.

domingo, 11 de junio de 2017

Otorgan el Premio Jalisco al doctor Nabor de Niz

El doctor De Niz impartiendo una conferencia en la biblioteca del CUCSur.

La tarde del viernes trascendió, por medio de las redes sociales de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco, A. C. (BSGEEJ), que al doctor Nabor de Niz le fue otorgado el Premio Jalisco 2017 en el ámbito Cívico. Al paso de las horas la información se confirmaría y aún se ampliaría: se conoció también que la ceremonia de entrega del premio tendrá lugar este próximo viernes en el Palacio de Gobierno de la capital del Estado.
La candidatura del doctor Nabor para el Premio Jalisco fue propuesta al comité que lo otorga por la misma BSGEEJ, de la que el doctor es socio desde 1990. Su candidatura contó con la adhesión de prácticamente todos los grupos e instituciones culturales de Autlán, además de empresas y particulares. Y no es para menos: aunque es originario de Villa Purificación, donde nació en 1931, el doctor Nabor se estableció definitivamente en Autlán desde 1960, con lo que, sumado el lapso que le tomó estudiar desde el cuarto año de primaria hasta la conclusión de la secundaria, tiene ya más de seis décadas viviendo aquí. Es decir, ya es más autlense que muchos que aquí "largaron el ombligo".
Pero su más de medio siglo de residencia no es el mérito: aquí ha fundado instituciones como el Sanatorio Autlán, la Sociedad Médica del Suroeste de Jalisco, el capítulo Costa Sur de la BSGEEJ y el Grupo Cultural Autlense y el Grupo 100 por un Museo; fue uno de los primeros directores de la Escuela Preparatoria Regional de Autlán ya en su etapa como dependencia directa de la Universidad de Guadalajara... y así, ha dirigido o fundado otras varias asociaciones, de alcance local o estatal. Esto, por no hablar de la cantidad ya incontable de vidas salvadas o ayudadas a venir al mundo en el ejercicio de su ciencia.
El doctor Nabor ha recibido antes otros reconocimientos: en 1990 el gobierno de Jalisco le entregó la presea Dr. Gabriel Cortés Martínez por su trayectoria en el ámbito de la asistencia, el municipio de Autlán declaró el año 2008 como "Año del doctor Nabor de Niz Domínguez" y en 2010 fue reconocido como adulto mayor distinguido de la región Costa Sur.
El doctor De Niz es el cuarto autlense en recibir el Premio Jalisco, que es la máxima distinción que hace el Estado de Jalisco a sus ciudadanos: en 1953 lo recibió el compositor Hermilio Hernández, en 1994 el filólogo Antonio Alatorre y en 2014 el neurocirujano Rodrigo Ramos. Este último y el doctor Nabor son socios del capítulo Costa Sur de la BSGEEJ.
Desde CulturAutlán felicitamos sinceramente al doctor Nabor de Niz por este merecido premio.

sábado, 10 de junio de 2017

Recital de piano en la sesión mensual de la BSGEEJ


Esta mañana en el salón de usos múltiples del Museo Regional tuvo lugar la sesión ordinaria correspondiente a junio de 2017 del capítulo Costa Sur de la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística del Estado de Jalisco, en la que el profesor Fausto Nava González fungió como anfitrión.
Ante unas 40 personas, el profesor Nava ofreció, en la parte del orden del día que es abierta al público, un recital de piano integrado por cuatro piezas de compositores europeos de los siglos XIX y XX, que podrían ubicarse dentro del romanticismo. El programa completo, que le ganó el aplauso prolongado del público, fue el siguiente:

* A como en amor, de Paul de Senneville
* Nocturno Op. 120, de Constantino de Crescenzo
* Serenata, de Enrico Toselli
* Poeta y aldeano, de Franz von Suppé

El profesor Fausto Nava estudió música de manera formal con profesores como Hermilio Hernández y Manuel de Jesús Aréchiga y fue, a su vez, maestro de varias generaciones en la escuela de artes Jesús Velázquez Gómez, ahora convertida en Escuela de Artes Municipal.

viernes, 9 de junio de 2017

Reunión de pintores en la Casa de las Artes

Mauricio Cárdenas y Óscar Basulto.

Anoche en la Casa de las Artes tuvo lugar una reunión informal entre pintores y público en general, presidida por los pioneros de la Ruta Plástica Jalisciense, los tapatíos Mauricio Cárdenas y Óscar Basulto, en la que se habló sobre este proyecto y otros tópicos relativos a la difusión cultural. La sesión comenzó a las 19:30 hrs. y tuvo una asistencia de alrededor de 15 personas, entre ellas, desde luego, integrantes del grupo de Expresión Visual.
Fue Óscar quien abrió la sesión y quien, de hecho, llevó la voz cantante: describió el origen del proyecto de Ruta Plástica Jalisciense como un intento de llevar el arte de la pintura a quienes normalmente no asisten a exposiciones "formales" y a municipios donde generalmente no se ofrecen estas exposiciones. La intención, dijo, es provocar y mover la conciencia de la gente mediante lo que ellos saben hacer: pintar. El proyecto nació "desde abajo", fue una idea de los mismos pintores que pretendió llevarse a cabo sin la intervención del "monstruo", es decir, la autoridad cultural. Sin embargo, ésta interviene discretamente facilitando espacios para montar las exposiciones y para mover la obra. Contó, por cierto, la forma en que se dio el acercamiento con este monstruo: el profesor Manuel López Morales, coordinador regional de la Secretaría de Cultura en la Costa Sur y Sierra de Amula conoció casualmente a estos pintores y les ofreció ayudarles a llevar la Ruta Plástica a los 20 municipios que coordina; ante la negativa de los pintores el director de Desarrollo Municipal de la SC, Cristopher de Alba les ofreció llevar la obra a 40 municipios. Al final, se logró que se ofreciera llevarla a los 125 municipios de Jalisco, de los que a la fecha se han visitado 65. La Ruta Plástica Jalisciense es un proyecto mediante el cual se organizan exposiciones de pintura en los municipios del Estado, de artistas de Guadalajara y del interior.
En la sesión también intervinieron el pintor autlense Luis Javier Rubio, quien invitó a organizar una exposición en Casa de las Artes, para la que se fijó fecha en el próximo 30 de junio, y el ya mencionado coordinador Manuel López Morales, quien además es promotor de la música de chirimía. Él habló de la necesidad de que los artistas se organicen por ellos mismos y de cómo el proyecto de la Ruta Plástica Jalisciense fue tomado en serio por las autoridades superiores de la Secretaría de Cultura hasta que su ejemplo cundió en otros Estados de la República.
En la sesión también se invitó a los pintores que acudieron a organizarse e integrarse a la Ruta Plástica, se narraron algunas de las experiencias (positivas y negativas) en la vida de la Ruta y se planteó la idea de formalizar a los promotores de ella en una asociación civil, que pueda gestionar recursos de forma independiente.
Al final los visitantes convivieron por un rato con los locales y visitaron la obra montada en la sala de exposiciones de la Casa de las Artes.

domingo, 4 de junio de 2017

Expresiones de la naturaleza

Remanso.

La tarde de este sábado 3 de junio se inauguró en el Museo Regional la exposición Expresiones de la naturaleza, de la pintora autlense Ruth Borbón. El sencillo acto de inauguración, al que asistieron unas 50 personas, comenzó a las 19:10 hrs.

Pensamientos, margaritas y campanillas.
La exposición está compuesta por 27 piezas, en formatos pequeño y mediano, elaboradas entre los años 1980 y nuestra década. De tema costumbrista (la mayoría son paisajes; hay una colección floral y un retrato), los cuadros muestran una factura de muy alta calidad, con un impecable dominio del dibujo que no presenta decadencia a través de los años en que fueron pintados.
La señora Ruth Borbón tiene una amplia y reconocida trayectoria en las artes plásticas en Autlán, donde ha enseñado los rudimentos de la pintura a varias generaciones.
La exposición estará disponible durante este mes, en los horarios habituales del Museo.

Don Elpidio.