lunes, 1 de diciembre de 2014

Ecos de la FIL 2014 en la EPRA



Esta tarde en el auditorio de la Escuela Preparatoria Regional de Autlán tuvo lugar el evento Ecos de la FIL, con la visita del escritor serbio Igor Marojevic, que dialogó por un poco más de una hora con más de cien alumnos de ese plantel. El evento comenzó a las 12:00 hrs.
El primero en tomar la palabra fue el director de la prepa, José Luis Cárdenas Ramos quien, después de mencionar las referencias más conocidas en México sobre Serbia, como Bora Milutinovic y las noticias de barbarie de la guerra que vivió aquél país, habló sobre la riqueza de la FIL y su presencia en las 60 preparatorias de la UdeG con los Ecos de la FIL, que permiten "acercar un país muy lejano". También reconoció el trabajo del maestro Carlos Montes Rivas, responsable del programa de lectura de la prepa.
Enseguida la maestra María Luisa Gómez Verónica leyó una semblanza de Igor Marojevic, con datos biográficos y de su producción literaria.
Después de este preámbulo Marojevic comenzó su intervención, con un muy buen castellano, dando su idea de literatura, como una forma de subvertir tópicos o romper paradigmas y que, además, debe ser esencialmente una actividad individualista, como cualquier otra forma de creación artística. Sostuvo que "la literatura no puede ser ya activista" en tiempos como éstos, donde la información tiene medios más rápidos y expeditos para llegar a sus destinatarios que la literatura. En este aspecto ubicó uno de los elementos más notorios del espíritu de nuestro tiempo.
Sobre la lectura dijo que hay que encontrar el libro que lo haga a uno lector, aquél donde uno encuentre la afinidad de ideas y sentimientos que lo haga definirse como lector en el futuro. Narró la manera en que él encontró este libro, en una obra del austriaco Thomas Bernhard.
Habló por último sobre su obra, mencionando que se alejó de la primera parte de ella por resultarle demasiado hermética, para continuar produciendo una especie de neorealismo. Leyó, para ilustrar esta nueva etapa, su cuento Salir de casa.
A esto siguió una nutrida sección de preguntas y respuestas, donde los alumnos le cuestionaron sobre su estilo, sus fuentes de inspiración y motivos para escribir, así como si le gustaría escribir sobre México. A esto último contestó que el nuestro le parece un país muy interesante por la variedad y contrastes que se encuentran en todos los ámbitos, aunque necesitaría vivir aquí algunos años para poder conocerlo mejor.
Igor Marojevic nació en Voyvodina en 1968 y actualmente vive entre su país natal y Barcelona. Tiene publicadas tres novelas y tres recopilaciones de cuentos, así como una obra de teatro, la mayoría de las cuales están disponibles en castellano y en otros siete idiomas.
Publicar un comentario