lunes, 8 de diciembre de 2014

Clausura del festival Nocheztli 2014

La noche de este domingo 7 de diciembre tuvo lugar en la unidad deportiva Chapultepec el cierre de las actividades del segundo festival Nocheztli, con un programa musical de casi siete horas de duración. Como fue el sello de este festival, este programa fue muy variado y registró la mayor entrada de toda la semana, rebasando fácilmente los 5,000 asistentes.

School of rock.
A las 17:30 hrs. los 30 alumnos del taller School of rock, que impartieron en la Casa de la Cultura durante toda la semana músicos profesionales de rock a músicos jóvenes de Autlán, dieron un concierto en el que demostraron el aprendizaje que obtuvieron en el taller, además de la técnica que algunos ya tenían previamente. Los 30 alumnos fueron repartidos en diferentes alineaciones, desde grupo coral, con voces femeninas y masculinas acompañadas por guitarra hasta la formación clásica de un grupo de rock, con guitarra, bajo, batería y voces. Ante unas 150 personas tocaron piezas de pop y rock de varios autores, desde The Cure hasta Ramones, pasando por los Enanitos Verdes y The White Stripes, entre otros.

Luis Colmenares.
A las 18:15 hrs. el baladista Luis Colmenares interpretó ante un público en número creciente, que de a poco iba llenando las sillas que los organizadores dispusieron frente al escenario, un repertorio de canciones de amor, la mayoría de otros autores y que han sido conocidas en la voz de cantantes como Luis Miguel o Emmanuel más una canción propia: Artista ¿y qué?. Luis cantó acompañado por un grupo musical bastante completo, consistente en alientos, bajo, guitarra, batería, teclado y una corista.

Sonora Centenario.
La participación de músicos locales siguió a las 19:15 hrs., cuando la Sonora Centenario subió al escenario a tocar un repertorio de música tropical, con la instrumentación típica de las orquestas de este tipo, en la que predominan las percusiones y los metales. Algunas, muy pocas, parejas dejaron sus sillas para bailar en la cancha, aunque el ánimo siguió más bien frío durante toda su presentación.

Son Chilaquiles.

Quienes comenzaron a calentar el ambiente fueron Son Chilaquiles, un cuarteto defeño de son jarocho fusionado con otros géneros. Ellos salieron a tocar poco antes de las 20:30 hrs, con bajo eléctrico, acordeón, jarana, requinto veracruzano y cajón peruano, con lo que ofrecieron un mestizaje amplísimo de ritmos: de ellos oímos sones jarochos con el sonido tradicional, enriquecido con una línea de bajo por momentos jazzera, un acordeón con ocasionales aires de tango y una interpretación con matices distintos al tradicional. Algunos de los sones que tocaron son propios, compuestos con la métrica y estilo tradicionales, y otros son adaptaciones de sones ya conocidos.

Raúl di Blasio.
A las 21:30 hrs., ante el público más numeroso de este festival, se presentó el celebrado pianista argentino Raúl di Blasio, el más esperado de la noche y quizás de toda la semana. Abrió la presentación con la canción Piano, de Bebu Silveti. Acompañado por un grupo de guitarra, bajo, teclados, batería y bandoneón, además de la cantante Mónica Meza, durante más de dos horas tuvo al público muy atento y con el aplauso listo para explotar, con la interpretación de tangos, música clásica y popular mexicana, aderezada con mucho diálogo, anécdotas y chistes. En diferentes momentos hizo subir al escenario a algunos espectadores, entre ellos al jovencísimo pianista Yahir Santana, con quien tocó parte de una pieza.
Así, con un público numeroso (aunque no como en la edición de 2013) y muy participativo, llegó a su fin este festival Nocheztli, que trajo una semana completa de propuestas muy variadas en música y teatro.
Publicar un comentario