domingo, 6 de junio de 2010

Festejos por el Día Mundial del Medio Ambiente y los Centenarios

Aspecto del lugar antes de comenzar el evento

La mañana de este domingo se realizaron un par de eventos simbólicos para celebrar el Día Mundial del Medio Ambiente y, de paso, el Centenario de la Revolución y Bicentenario de la Independencia. Estos eventos fueron organizados por el Ayuntamiento a través de la Comisión de los festejos del Centenario y Bicentenario y de la Dirección de Ecología.

La placa de la Alameda

El primero de los eventos fue la plantación de dos árboles, una rosamorada y una primavera, en uno de los prados del parque Paulino Navarro (Alameda), cerca de la esquina de las calles Bárcenas y Constitución. Estos árboles se plantaron con la intención de que permanezcan como monumentos vivos en conmemoración de la celebración de los Centenarios, eligiéndose estas dos especies por ser aptas para desarrollarse en esta región.


La primavera


El presidente municipal, Fernando Morán, plantó los árboles utilizando tierra y abono traídos de cada una de las delegaciones municipales. Después de plantarlos develó una placa conmemorativa montada en una barda que se levantó en el lugar para este efecto. Al final se repartió a cada uno de los asistenes (unos 60) un vale para canjearlo en el vivero municipal por un árbol para plantarlo en casa.
Placa del "Árbol de la Historia", antes de ser develada
El segundo evento fue la "adopción" de las grandes ceibas que están a la entrada de la plaza Marcelino García Barragán (Plaza Cívica). Para esto, durante la semana se estuvieron remozando los lugares donde están plantados estos árboles, que ya se encontraban bastante deteriorados por efecto de las raíces y los años de abandono.
"Árbol de la Amistad"
Junto a cada uno de estos árboles se develó una placa alusiva, donde se les nombra a uno "Árbol de la Amistad", que es el que está junto al CUCSur y al otro "Árbol de la Historia", que es el que está junto a la antigua prepa. Esta adopción consistirá, según el presidente municipal, en cuidar a estos "monumentos naturales", con más de 70 años de edad, y no volver a abandonarlos.


Al final de este evento se repartió entre los asistentes (unos 40) un folleto titulado "Primer inventario municipal de la riqueza forestal de Autlán de la Grana", que incluye un mapa de Autlán donde se marca la ubicación, especie y nombre de algunos de los árboles más importantes por su edad, tamaño o representación, además de la descripción y fotografía de algunos de ellos.
Publicar un comentario