martes, 10 de febrero de 2009

Conferencia con Óskar Ruizesparza

Anoche en el salón Ernesto Medina de la Presidencia Municipal, dentro del marco de la II Semana Cultural Taurina del Cículo Taurino Autlán de la Grana, el reconocido fotógrafo taurino Óskar Ruizesparza ofreció una plática acerca de su trabajo, ante una muy pobre entrada de apenas 33 personas, incluyendo los organizadores.

La plática comenzó como a las 20:30, con la presentación por parte de Joselito, donde hizo una breve mención de la trayectoria del fotógrafo: cuarenta años en la profesión, los veinte últimos dedicados a la fotografía taurina, con obra suya expuesta en muchos lugares de México, además de Nueva York, París, Centroamérica y, en este año, en Sevilla.

El fotógrafo contó que hace veinte años, sin saber nada de toros, le nació el gusto por fotografiar todo lo relacionado con las corridas. Por esa época, comenzó a hacer algo que nadie había intentado: convencer a los toreros de dejarse tomar fotos de estudio, en diferentes poses y, en ocasiones, venciendo algunos de sus tabúes y supersiticiones más arraigadas, como el miedo a la muerte: existe una foto de "El Conde" sin el traje completo y acodado en un ataúd.
También mostró algunos montajes que ha preparado, como unas imitaciones de los carteles de toros del siglo XVIII, pero con fotos de toreros actuales, además de algunos collages que muestran las distintas expresiones, gestos y poses de los toreros dentro y fuera del ruedo, además de lo que rodea a la tauromaquia: la afición, los aprendices, entre otras cosas.


Una exposición de parte de su obra puede apreciarse en los pasillos de la Presidencia y en los arcos del portal Morelos, desde el pasado domingo y hasta que termine el Carnaval.

Ah, para los amigos del Cículo Taurino: que no los desanime la falta de público, a veces es difícil convencerlos de asistir. El mejor remedio es la perseverancia.
Publicar un comentario