jueves, 15 de enero de 2015

Comenzaron los trabajos de rehabilitación de la Casa Universitaria

Vista del interior de la Casa Universitaria.


La finca marcada con el número 24 de la calle Hidalgo, en Autlán, conocida por muchos años como Pensión Corona, desde 1996, al ser adquirida por la Universidad de Guadalajara, se convirtió en un recinto cultural del Centro Universitario de la Costa Sur, así como de algunas de las actividades académicas de las carreras con las que cuenta el campus. En 2002 se le impuso el nombre del filólogo autlense Antonio Alatorre Chávez.
Las primeras semanas culturales que organizó el CUCSur fueron realizadas en su totalidad en dicho recinto, sede también de las primeras exposiciones de obras seleccionadas del premio de pintura José Atanasio Monroy, así como de muchos pintores y exponentes de las artes plásticas, tanto oriundos de Autlán como invitados de diferentes partes del estado, incluso del país; se realizaron también conciertos con artistas regionales y foráneos. Contó además con una librería en dos etapas de su historia.
Según dictamen emitido por la dirección de Obras Públicas del Ayuntamiento de Autlán, debido a un leve terremoto ocurrido el 21 de enero de 2012 más los efectos de lo que el huracán Jova dejara 3 meses antes, la Casa Universitaria se declaró inhabitable, debido a la presencia de fracturas importantes en algunos muros, así como en arcos del pasillo principal y otras áreas, considerándose insegura para quienes laboraban, estudiaban o visitaban dicho recinto, por lo que fue cerrada de manera temporal.
Después de prácticamente 3 años de permanecer apuntalada, hace apenas un par de días pudimos observar que en la Casa Universitaria se observa movimiento, pero en esta ocasión es para restaurarla.
En entrevista, el ingeniero Miguel José Cota González, coordinador de Servicios Generales del CUCSur, nos informó que el año pasado se lanzó una convocatoria para que las constructoras interesadas pudieran trabajar en el proyecto de rehabilitación de la Casa Universitaria. La Constructora Hospicio S.A. de C.V. fue la ganadora del concurso y es ahora la encargada de dicho trabajo. Desde finales de 2014 se comenzaron a realizar estudios para poder comenzar con el proyecto, como levantamiento topográfico, estructural, de suelo, entre otros, para poder tener un diagnóstico concreto y así poder realizar los trabajos físicos al lugar.
Nos comentó el ingeniero Cota que la prioridad de estos trabajos es reforzar y acondicionar lo construido de la puerta de ingreso a la puerta que da acceso al Laboratorio de Alimentos y Bebidas, ya que es la parte más antigua del inmueble y la más dañada, respetándose al 100% las molduras y estructuras originales, se quitarán partes del enjarre en algunas partes de la finca, pero el diseño original se respetará. 
Los trabajos se realizarán en por lo menos dos etapas, siendo la que se comenzó en estos días la primera, y el plan es que cuando ya esté terminada la obra se cuente con 4 salas de exhibición, espacio para la pinacoteca del CUCSur (que se compone de las obras de don José Atanasio Monroy, así como de las obras que han sido ganadoras del premio de pintura y de la bienal), un auditorio de usos múltiples, jardín para eventos, espacio para librería y una cafetería, para que tanto la comunidad académica como el público que visite el recinto pueda disfrutar de las actividades que se realizarán en el lugar.
Se prevé que la primera etapa de la remodelación se termine en aproximadamente 6 meses, por lo que habrá que esperar un poco más para poder visitar la Casa Universitaria.
Publicar un comentario