lunes, 27 de abril de 2009

Propaganda virulenta

Desde el pasado jueves en Autlán, al igual que en todo el país, se ha desatado un bombardeo en prácticamente todos los medios de comunicación acerca de una supuesta epidemia (es el término que están usando) de una mutación del virus de la influenza llamada porcina.
Desde entonces hasta este momento prácticamente todos los medios de comunicación a los que se tiene acceso en Autlán (televisoras nacionales y estatales, emisoras de radio locales, periódicos de circulación estatal) no hablan de otra cosa que de esta epidemia. Con tanta insistencia (noticieros, programas especiales, anuncios), se me ha despertado esa desconfianza que me caracteriza: no puedo evitar pensar que no se trate más que de una cortina de humo para ocultar alguna noticia que causaría una reacción más fuerte por parte de la población, y más porque esto me recuerda bastante el asunto aquel del Chupacabras, lo mismo que el de la "epidemia" de conjuntivitis de que tanto se habló en la costa de Jalisco hace unos 6 años y que poco a poco fue desapareciendo. También me brincan varias dudas: se habla de que el mentado virus es nuevo... ¿entonces quién lo hizo?... ¿cómo llegó a México?. También se dice que no hay vacuna para evitar el contagio... ¿entonces por qué el secretario de Salud da el dato de a cuánta gente se ha vacunado contra la influenza en el año, si esa vacuna no sirve para este nuevo virus?. Se habla de cantidades relativamente bajas de contagios y muertes (creo que van 129 muertos)... ¿no hay más muertes en estos días por cáncer, enfermedades cardiovasculares o SIDA y no se hace tanta propaganda?
Bueno. Por lo pronto las calles, las casas y los negocios de Autlán se pueblan poco a poco de gentes con tapabocas, además de que mengua un poco el amable "salud" cuando uno estornuda cerca... será una simple sugestión o tendrá fundamento este temor, lo sabremos luego.
Y en cuanto a mí, si ya poco consumía noticieros por radio y TV, en estos días de plano dejaré de hacerlo.
Publicar un comentario